El hundimiento del PSOE da aire a Noriega, que empieza a desgastarse

Solo el PP de Agustín Hernández está en condiciones de disputarle la alcaldía a Martiño Noriega


santiago / la voz

es ahora, llegado el ecuador del mandato, cuando empiezan a declararse, en versión demoscópica, los primeros movimientos relevantes en el Pazo de Raxoi respecto a los designios electorales de mayo del 2015. Nada había cambiado hasta el momento en la correlación de fuerzas, y no es que la encuesta de Sondaxe permita deducir que si las municipales fuesen ahora se produciría un vuelco en el gobierno local, pero sí apunta una tendencia clara: solo el PP de Agustín Hernández está en condiciones de disputarle la alcaldía a Martiño Noriega. Al ganar un edil a costa del PSOE, los populares alcanzan a Compostela Aberta para el empate a 10, y los «rupturistas» tienen también motivos para una lectura positiva: aunque igualados en intención declarada de apoyos, la estimación de voto le da un crecimiento mayor respecto a las municipales de hace dos años (4 puntos) que a sus rivales más directos, que avanzan 1,5, poco pero suficiente para arañar ese escaño más, porque hay que recordar que al grupo que lidera Hernández se le resistió el décimo por un puñado de votos.

En las filas socialistas, el futuro de Paco Reyes como cabeza del grupo municipal está dictado. Parecía difícil un hundimiento mayor que sus cuatro pírricos -para un partido que gobernó Santiago durante cinco lustros- ediles actuales, pero el contexto gallego y español de crisis y los propios líos internos en la escena local sentencian un cambio que permita a los socialistas enfilar terrenos más firmes. Un partido que tiene una vacante en el salón de plenos desde hace un año por propia incapacidad o falta de autoridad no da confianza a los electores, y estos no hacen más que oficializarlo en la encuesta de Sondaxe: con tres, basta. Aquí radica una de las claves a dos años vista: ¿Atinará el PSOE con el revulsivo necesario para remontar en Santiago? La elección de candidato -¿el retorno de Bugallo?- y la forma en que se conduzca el partido a nivel estatal y gallego serán determinantes, porque Compostela Aberta es el primer beneficiario de la debilidad del puño y la rosa, como vuelve a demostrar Sondaxe. Un PSOE revitalizado apeará a Noriega de lo más alto del podio y abrirá, o no, el melón de los pactos.

Otra lectura clave de la encuesta enfila una de las principales fortalezas de Compostela Aberta: la figura de Martiño Noriega. Por primera vez desde que desembarcó en la escena política compostelana, los vecinos le dan un suspenso. Se queda cerca del aprobado (4,69), pero va en retroceso desde el inicio de su mandato (5,85) y la anterior encuesta, de hace cuatro meses (5,05). De este desgaste cabe concluir que el plus de resistencia que a CA le da la solidez de Noriega en su imagen pública empieza a debilitarse. Los problemas de su equipo en la gestión de lo cotidiano o los judiciales de Jorge Duarte le pasan factura y apremian la necesidad de logros -la municipalización de la grúa y la ORA es ahora su prioridad- para ofrecérselos a su electorado.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

El hundimiento del PSOE da aire a Noriega, que empieza a desgastarse