Suso Rey: «Son amigo de todo o mundo»

No falta un día a la cafetería de Xornalismo, que ahora lleva su hijo


santiago / la voz

Jesús Rey Budiño

1938, Bonaval, Santiago

Casado, tres hijos, seis nietos.

La cafetería de Xornalismo, que ahora lleva su hijo pero a cuyo paisanaje le tiene un cariño especial.

Una sonrisa borra la seriedad de su cara en cuanto lo tratas más de medio minuto. «¿Non tomas nada? Moita xente pensa que son máis serio do que realmente son», dice Suso Rey Budiño (Santiago, 1938), la imagen de la cafetería de la Facultade de Xornalismo. Ahora es su hijo el amo del local, pero él sigue allí, al pie del cañón. Le gusta el sitio. Le gusta la gente. Le gusta estar. «O meu sitio -dice- sería máis San Pedro, Bonaval, nacín xunto á esquina do cemiterio, pero a xente identifícame moito con esta cafetería».

Suso, prácticamente, nació hostelero. Se formó con los mejores, primero en el Hostal de los Reyes Católicos y después en el mítico Monroy.

Todo el mundo en Xornalismo quiere a Suso. Hasta el punto de que su foto sale en las orlas. Su relación con la comunidad universitaria le viene de los tiempos en los que regentaba la cafetería de la Biblioteca Xeral. Hace doce años, cuando se puso en marcha la Facultade de Xornalismo, se presentó al concurso para llevar la cafetería y ganó. «O que máis me gusta de traballar aquí -dice- é que fas unha hostalería diferente. Aínda que estou xubilado, veño porque me gusta falar cos rapaces, ver o ambiente... iso antes de ir a buscar aos nenos á escola».

Suso tiene seis nietos, aunque solo colabora en las labores logísticas de dos, de nueve y seis años. Y, cuando toca -bastante a menudo- los va a recoger al colegio San Jorge.

Pero los estudiantes de Xornalismo son también como unos nietos mayores que van y vienen, que se renuevan cada año y que encuentran en Suso no solo un hostelero de cabecera, sino una persona que siempre se presta a colaborar. De hecho, los de Comunicación Audiovisual echan mano de él con frecuencia para que participe en sus cortos, reportajes, documentales y, en general, en cualquier ejercicio con cámaras que requiera de sus servicios. «Son amigo de todo o mundo», dice sonriente. Pero, cuidado, en su currículo profesional hay alguna intervención de más calado, exactamente en dos películas: Con Juan Pardo y Júnior en los en los tiempos en los que trabajaba en el Hostal de los Reyes Católicos -«un varrido rápido, así, na barra», explica-; y, ya a los mandos del Monroy, nada menos que con Ornella Muti.

San Pedro y Bonaval

Aunque lleva años viviendo en Vite, Suso siente una debilidad especial por el entorno de la Rúa de San Pedro y Bonaval, donde nació. «Gústame moito, o meu paseo é desde a Porta do Camiño ata os Concheiros, baixo pola Angustia, Bonaval, Santo Domingo...». ¿Y a quién prefiere, ya en Xornalismo, desde detrás de la barra? ¿Son mejores clientes los profesores o los alumnos? Además de hostelero, es diplomático y no se moja: «Os dous -concluye-, para nós non hai distincións, todos son bos pagadores. Non fiamos e, home, pode ser que algún se despiste ao pagar, pero logo se dan conta e cumpren».

Cuando no está en la cafetería le gusta pasear con su mujer. Y el fútbol. «Son do Celta e do Compostela», explica. Pero lo suyo con el balón es algo más que una afición, porque fue presidente del San Pedro, fundó el Biblioteca Club de Fútbol de Modestos y el equipo de la Asociación de Restauradores de la Universidade de Santiago.

compostelanos en su rincón suso rey, hostelero

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Suso Rey: «Son amigo de todo o mundo»