Una treintena de familias unen esfuerzos para asistir a sus hijos hiperactivos

Tienen servicios de una psicóloga y dos pedagogos, y explican en colegios y centros socioculturales el problema


santiago / la voz

La Asociación Compostelana de Niños Hiperactivos inauguró una nueva sede, en la rúa Romero Donallo, al quedarse escasa la que utilizaban en la avenida Mestre Mateo. La entidad ofrece servicios y actividades desde octubre de 2010 para atender a alumnado de Santiago y municipios próximos con este problema. Se acercan ya a 30 las familias asociadas, que disponen de una psicóloga y dos pedagogos, que les asesoran e informan también cómo intervenir en los centros escolares.

María Jesús Calvo, presidenta de la asociación, afirma que «nos interesan los niños y sus familias como principales afectados; concienciar del problema a los centros escolares; y juntar esfuerzos con otras entidades para que se considere nuestra situación y se elabore algún protocolo de actuación que la contemple».

En el IES de Sar y en los centros socioculturales de Conxo, Ensanche y Fontiñas ya explicaron este trastorno, que se considera tiene una fuerte base genética, lo que explica que algunas familias cuenten con más de un caso. Próximamente prevén desplazarse a Pontecesures, Oroso, Rianxo y otros municipios próximos.

«En muchos colegios no saben qué hacer con este alumnado, al que se le puede sacar mucho más partido, porque su nivel de inteligencia suele ser elevado», agrega María Jesús Calvo.

La asociación promueve tutorías especializadas, orientación y seguimiento de esos escolares; y actividades de refuerzo, técnicas de estudio, lectoescritura, y otras para ayudarles a superar dificultades de aprendizaje.

El alcalde, Conde Roa, y los ediles Paula Prado y Francisco Noya estrenaron la nueva sede.

Votación
103 votos

Una treintena de familias unen esfuerzos para asistir a sus hijos hiperactivos