La USC tendrá casi 40.000 metros cuadrados dedicados a la Medicina

Con horizonte 2015, el esfuerzo inversor para este macroproyecto roza los 58 millones de euros


El 2105 marcará un antes y un después en la enseñanza médica. Y es que para esa fecha, la Universidade de Santiago prevé inaugurar los últimos edificios de aquel soñado Campus da Saúde que se ubicará en A Choupana, justo al lado del Complejo Hospitalario Universitario de Santiago. Así, las facultades de Medicina, Odontoloxía y Enfermería se trasladarán dentro de unos años al campus sur, integradas dentro del ambicioso proyecto de Campus Vida. Serán casi 40.000 metros cuadrados dedicados a la Medicina, con un esfuerzo inversor que se queda a las puertas de los 58 millones de euros.

Lo que quedó tanto tiempo relegado al papel ya se está tornando tangible. Así, el edificio docente Roberto Novoa Santos -un inmueble de más de 5.200 metros cuadrados y cinco plantas- alberga ya las clases a los estudiantes de Medicina desde hace meses. Las previsiones apuntan a que en el 2012, los futuros médicos dejará de estar en el imponente edificio de la rúa de San Francisco para trasladarse a uno incluso más impresionante: serán 13.785 metros cuadrados de construcción en los que se incluirá una biblioteca de Ciencias da Saúde.

El proyecto, sin embargo, aún se encuentra en fase de elaboración, puesto que la Universidade está analizando las necesidades de este edificio. Con todo, la inversión total se estima en 21,44 millones de euros.

A esta macrofacultad hay que sumar también los complejos docentes de Odontoloxía y Enfermería, que está previsto abran sus puertas en el año 2015, cuando Campus Vida esté casi listo. El anteproyecto del arquitecto Gallego Jorreto ha resuelto convenientemente uno de los mayores problemas a la hora de construirlas: el uso intensivo de la parcela dedicada a Enfermería. Por eso, los usos propios de la vida colectiva estudiantil se trasladarán a Odontoloxía. Mediante una pasarela, ambas facultades quedarán unidas, por lo que serán un único complejo. Además, Odontoloxía contará con una zona autónoma dedicada a la atención al paciente, que contará con acceso propio. Se ubicará en la planta baja y sobre ella se desarrollará la actividad investigadora centro.

Así, el área clínica contará con 32 boxes y dos salas de recuperación, así como zonas de revelado, vaciado de modelos dentales, radiodiagnóstico y esterilización. Del mismo modo, a la investigación se dedicarán 13 unidades para las especialidades con atención a pacientes y cuatro laboratorios especializados.

Enfermería, por su parte, contará con dos laboratorios docentes, seis de investigación, otras tantas aulas y un total de ocho seminarios.En total, serán casi 21.000 metros cuadrados en los que se invertirán casi 31 millones de euros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
14 votos

La USC tendrá casi 40.000 metros cuadrados dedicados a la Medicina