Una detención en Ordes desencadenó la operación contra uno de los mayores grupos de cultivo de marihuana

La Guardia Civil arrestó a principios de julio a una persona en la localidad cuando iba a entregar un paquete con 250 gramos de cogollos


Santiago de Compostela

La operación Mediatic ha desmantelado uno de los grupos más activos en Galicia dedicados al cultivo de marihuana en interior. Un éxito policial en el que ha participado el puesto de la Guardia Civil en Ordes y que comenzó a desencadenarse a principios de julio con la detención en esta localidad de una persona cuando se disponía a hacer entrega de un paquete que contenía 250 gramos de cogollos de esta planta.

La investigación comenzó meses antes de esa detención en Ordes, ya que fue a finales del 2019 cuando los agentes ordenses, junto al Equipo de Delincuencia Organizada y a la Policía Judicial del instituto armado en A Coruña, comenzaron a trabajar. El resultado es la desarticulación del grupo, que distribuía la droga en toda Galicia, y un total de diez detenidos.

Antes de la detención en Ordes, en febrero, hubo otra en Culleredo, donde cayó el principal distribuidor de marihuana del que disponía el grupo, al que se le interceptaron un kilo de cogollos listos para su venta.

La operación se culminó el pasado martes, día 28, con la detención de ocho miembros de este grupo a los que se sorprendió cuando se dirigían a una antigua nave porcina ubicada en Aranga y en la que iban a cortar y preparar 600 plantas de marihuana que ya se encontraban en un nivel óptimo de floración.

Posteriormente se registraron los domicilios de los dos principales investigados, en Cerceda y Vilasantar, y de las naves de Aranga y Cerceda, que estaban dotadas con un sofisticado sistema para el cultivo industrial de plantas de marihuana en interior. El miércoles se produjo el último arresto, que era el encargado de realizar el puenteado de la luz y su posterior mantenimiento en las naves de Cerceda y Aranga.

Se han aprehendido 2.000 plantas y dos kilos de cogollos Como resultado de la operación se han aprehendido 2.000 plantas de marihuana, dos kilos de cogollos preparados para su venta y distribución, 3.210 euros, básculas de precisión, material informático y electrónico, documentación y tres vehículos.

La importancia de la operación radica en que se han golpeado todos los eslabones de la banda. Se ha detenido al líder, a su lugarteniente, a los encargados de la vigilancia y mantenimiento de las plantas y a los denominados jardineros de la organización, que llevaban a cabo el corte y preparación de las plantas. También al electricista, que hizo el puenteado del sistema eléctrico, y a los principales distribuidores de los cogollos para su posterior venta al menudeo.

Los investigadores calculan que producían 8.000 plantas al año Al tener dos naves operativas de forma simultánea, el grupo se aseguraba una producción continua. La variedad de la marihuana era, además, de floración rápida que alcanzaba su punto óptimo de maduración a los 50 días fe su plantación. La Guardia Civil calcula que producían unas 8.000 plantas al año.

 El desmantelado es el cultivo de marihuana más sofisticado hallado hasta ahora por la Guardia Civil en Galicia. La plantación poseía todo tipo de aparatos de la tecnología más avanzada y valorados en 60.000 euros. Así, contaban con iluminadores, sistema de ventilación, control de humedad y riego automático.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Una detención en Ordes desencadenó la operación contra uno de los mayores grupos de cultivo de marihuana