Una gestante de Dodro no pudo entrar acompañada a una consulta médica

Su pareja presentó una queja y el hospital ya ordenó que no vuelva a pasar


dodro / la voz

La reclamación de una pareja de Dodro para que una mujer gestante pueda entrar acompañada en una consulta médica ha dado sus frutos de modo que el Hospital Clínico de Santiago no volverá a impedirlo, como le pasó a Daniel Cardama Calvo, vecino de Revixós de 32 años.

El lunes pasado, acompañó a su pareja Sandra Souto Pérez, que está embarazada de 32 semanas, a hacerse la que, en principio, era la última ecografía rutinaria en la planta de Ginecología del Clínico. Cuando llamaron a la mujer a la consulta, Daniel Cardama quiso entrar para acompañarla pero, para su sorpresa y disgusto, el médico no le dejó, «amparándose no cartel que tiñan exposto na recepción». En él se indica que «con motivo de la pandemia no se permite el paso del acompañante a la exploración». El vecino de Dodro le explicó al facultativo que la orden publicada en el DOG del 25 de febrero recoge expresamente que si está permitido acompañar a la mujer gestante, pero, según cuenta, el médico le respondió que el texto oficial de Galicia «non obriga a deixar entrar». Le preguntó que haría si se tratase de un menor y le contestó que lo decidiría también él. Con ello, Daniel Cardama entendió que las «normas do hospital prevalecen sobre o DOG».

Él se dirigió a atención al paciente para presentar la reclamación. En la consulta, el médico se excusó con Sandra pero esta le cortó diciendo que se lucha para que los hombres se involucren en el embarazo y que los médicos «o impiden». Cando eles queren, non lle deixades», cuenta la vecina que le dijo al facultativo. Sandra Souto también le preguntó que pasaría si le tuvieran que dar a ella una mala noticia, a lo que el médico le contestó, según relata, que en ese caso llamarían a la pareja.

«Non é comprensible que esa decisión quede ao criterio do médico», dice Daniel Cardama, molesto porque considera que «xa ninguén che devolve poder compartir eses momentos do embarazo da túa parella». Tras vivir esta situación, la pareja se teme «qué pasará o día do parto. ¿Vanme deixar pasar ou non?», se pregunta el vecino de Dodro, que hace público lo que le sucedió a él para que no se vuelva a repetir.

El centro pide disculpas, pero el vecino dice que nadie le devolverá la experiencia

En principio, no debería volver a pasar que una mujer gestante no pueda entrar acompañada a una consulta médica en el Hospital Clínico de Santiago o, al menos, esa es la indicación dada por la dirección de centro sanitario al responsable del servicio. Asimismo, el hospital pide disculpas a la pareja por no dejar entrar a la consulta a Daniel Cardama.

Pero el vecino de Dodro lo tiene claro: nadie cambiará que el lunes no pudo acompañar a su pareja. De hecho, cuenta que desde el inicio de la gestación solo pudo entrar a una exploración y nunca protestó porque sabía lo que había, pero ahora estaba indicado que puede ir un acompañante. «Os médicos abusan da situación que trouxo o covid», denuncia Daniel Cardama, para quien el facultativo hizo prevalecer su criterio al del DOG y el hospital lo consiente, por que también es «responsable». Él habla de «indignación e indefensión» ante la situación vivida.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos
Tags
Comentarios

Una gestante de Dodro no pudo entrar acompañada a una consulta médica