«A feira foi moi ben, superou as nosas expectativas»

El mercado agrario de Arzúa contó ayer con cuatro productores, sorprendidos con la satisfactoria respuesta de la clientela


arzúa / la voz

Arzúa tenía ganas de feria. Los productores, además, la necesitaban como agua de mayo. Las restricciones para contener la pandemia del coronavirus no los dejó sin actividad, pero sí los prohibió, hace casi dos meses, del espacio en el que despachan su mercancía. Aliviado el confinamiento, ayer regresaron agradecidos y satisfechos con la respuesta de la clientela. La primera feria en tiempo de covid-19 que se celebró en la capital comarcal reunió a tres productores locales de la parroquia de Viñós, y a uno de Padrón, que, en un recinto ferial con los espacios debidamente delimitados y señalizados para garantizar las exigidas distancias de seguridad, expusieron para la venta, única y exclusivamente, planta de cultivos de huerta y de árboles frutales.

«A planta xa se estaba pasando, co que agradecemos moitísimo que nos deixaran vender porque, polo menos, unha pouquiña, aínda que non sexa moita, ímola quitando», comentaba a media mañana Salomé Villar. Esta productora arzuana no tenía queja, puesto que la feria «aínda que nada tivo que ver coas de outros anos, foi boa e non contabamos para nada, veu bastante xente». Igual impresión y balance compartieron Juan Freire y Olalla Mato, que se mostraron «sorprendidos» por la afluencia de gente y por las ventas. Cuenta este matrimonio que en las ferias de esta época de año en la que los productores venden planta de cultivos de temporada tan esperados como el pimiento, el tomate o la judía «temos estado ata cinco persoas despachando, co que nada que ver coas feiras de antes, pero foi moi ben, superou as nosas expectativas». E igual de satisfechos se fueron para casa Luis Ares Ribadulla y Ana Belén Enjamio, quien también reconoció que «se foi vendendo bastante ben, houbo xente».

Más de medio millar de personas pasaron, de forma escalonada a lo largo de la mañana, por el recinto ferial de Arzúa, de acuerdo con el recuento de la Policía Local -con Eva Rodríguez al frente- a la entrada del recinto, donde un operario municipal, al igual que a la salida, dispensaba a los asistentes guantes y gel hidroalcohólico. El espacio expositor, de 1.400 metros cuadrados, «adáptase perfectamente» para organizar la feria con todas las garantías que exige Medio Rural. Así lo reconocía días atrás el alcalde José Luis García López, quien avanzó que comenzarán a preparar la feria del día 22, con la confianza de poder ir incorporando paulatinamente nuevos vendedores de productos de alimentación..

El mercado de Padrón reabre mañana al 10 % de su capacidad y el de Negreira vuelve el 17

Padrón reabre mañana su mercado dominical, en el que habrá únicamente puestos de aprovisionamiento. El Concello recibió ayer la autorización por escrito de la Subdelegación del Gobierno y, tal y como establece la norma dictada por la Consellería de Medio Rural, solo podrán trabajar puestos de produtos agrícolas y ganaderos de alimentación, por lo que el mercado quedará reducido al 10 % de su capacidad habitual, con casi 50 puestos. El gobierno local ha encargado al GES la limpieza y desinfección del recinto, antes y después de la celebración de la actividad económica, informa Uxía López.

En Negreira, ante la confusión sobre la reapertura de los mercados, el Concello no lo abrirá mañana, aunque la idea inicial era hacerlo con una docena de puestos, informa Emilio Forján. La pretensión es reabrirlo el domingo 17 de mayo. Por el contrario, mañana sí abrirá el mercado de Rodiño, en Boqueixón.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

«A feira foi moi ben, superou as nosas expectativas»