«O Milladoiro necesita otros servicios para jóvenes antes que un anfiteatro»

La unidad pastoral recoge firmas para reclamar más espacios verdes, pero el Concello defiende el proyecto juvenil


santiago / la voz

La bicefalia de Ames, con dos grandes núcleos de población (O Milladoiro y Bertamiráns) y modelos urbanísticos diametralmente opuestos, ha aflorado de nuevo, en este caso con el proyecto, prácticamente terminado, de un anfiteatro al aire libre en el entorno de Travesía do Porto. Este espacio, financiado por el Ayuntamiento de Ames con cargo a los presupuestos participativos asignados al área de Mocidade, se ubica a escasos metros de la iglesia parroquial de O Milladoiro, un emplazamiento que no comparte el párroco, José Manuel Guldrís, cabeza visible de una recogida de firmas promovida por la unidad pastoral a la que pertenece O Milladoiro.

Un cuidado cartel informativo colocado junto al templo informa de la iniciativa, que sigue abierta con más de un millar de apoyos.

Guldrís afirma que el debate de fondo es mucho más amplio que un simple sí o no al anfiteatro, pero también reconoce que el emplazamiento elegido por el Concello no es el más idóneo porque puede coincidir una fiesta, o los restos de un botellón, con un entierro en la iglesia de O Milladoiro, inaugurada en el 2017. Este sacerdote percibe riesgos de un mal uso de las instalaciones y recuerda, por ejemplo, que el año pasado el Concello de Ames no autorizó una fiesta para jóvenes en la misma zona por el riesgo de que la cita se convirtiese en un botellón y que el ruido afectase al vecindario.

«O Milladoiro necesita otros servicios para jóvenes antes que un anfiteatro», resalta José Manuel Guldrís, que ante esta obra apuesta por más espacios verdes que mejoren la calidad de vida de miles de personas que viven rodeadas de cemento y para las que demanda otro tipo de equipamientos, además de cuestionar el modelo de presupuestos participativos. «Si preguntas a los jóvenes de O Milladoiro seguro que dirán que prefieren una piscina cubierta o instalaciones deportivas y culturales mucho más amplias que las que ahora tienen», afirma.

«Aprender a convivir»

Guldrís considera que el modelo urbanístico de O Milladoiro no favorece la cohesión social porque «tiene escasísimas infraestructuras y apenas hay zonas verdes». También denuncia que «los espacios dotacionales se han ido a otras partes del concello», en clara referencia al modelo urbanístico que predomina en Bertamiráns.

Ante las críticas de la entidad parroquial a las carencias de O Milladoiro y a la construcción del anfiteatro junto a la iglesia, la concejala de Mocidade de Ames, Escarlata Pampín (BNG), entiende que no hay razones para el conflicto que se plantea con este equipamiento juvenil, un proyecto heredado por su departamento, ya que se gestó en el mandato anterior. «Eu entendo que o anfiteatro vai ser un espazo igual que outros moitos do concello de Ames e vai ter a vixilancia que requira un entorno no que se reúne xente. E se realmente esa pode ser unha zona conflitiva por algún motivo haberá que tomar as medidas pertinentes», argumenta la concejala.

Pampín reitera que «hai que aprender a convivir entre todos, porque tamén se podería ter dado o caso de que estivera primeiro un anfiteatro e se fixera unha igrexa ao lado».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

«O Milladoiro necesita otros servicios para jóvenes antes que un anfiteatro»