La pesca de lamprea en Herbón, Padrón, está marcada por la escasez

Uxía López Rodríguez
uxía lópez PADRÓN / LA VOZ

SANTIAGO

MERCE ARES

En alguna de las pesqueiras del río Ulla aún no capturaron nada

25 mar 2021 . Actualizado a las 23:25 h.

Algo desanimados. Así están los pescadores tradicionales de lamprea en el río Ulla a su paso por Herbón, en Padrón, al no haber capturas. Uno de ellos es Antonio Caldelas, de 57 años, el único titular de las pesqueiras denominadas O Canal, situadas debajo del convento de Herbón, junto al puente sobre el río. Empezó a echar las redes el pasado día 8 de marzo y hasta ahora no ha pescado un ejemplar. «Non ver unha lamprea aínda. ¿Ti veslle lóxica?», pregunta el experimentado pescador.

No hay capturas, pero levanta las redes llenas de hojas. El período de pesca en sus pesqueiras comenzó el 1 de febrero pero hasta más de un mes después no pudo echar las redes por el elevado nivel de agua del río Ulla, que pasaba por encima de las piedras y cubría los boquetes en los que echa las redes. No obstante, de ese exceso de caudal se pasó a un notable descenso, demasiado, según explica Antonio Caldelas que señala que «en dous días secou o río completamente». Así, añade que «ou hai pouca auga no río ou aínda non subiu a lamprea», en alusión a su ciclo natural desde el mar al Ulla.

Aun así, Antonio Caldelas cree que la lamprea «está no fondo do río, clavada» ya que, añade, si hubiera pasado ya el tramo de río de Herbón la hubieran capturado en las pesqueiras siguientes de Plateado y Carcacía, pero le consta que en estas tampoco están pescando nada.

«Queda un mes de pesca; eu aínda teño fe en probalas», señala con humor el pescador de Herbón. Este recuerda que el año pasado iba a ser un gran año para la pesca de la lamprea, pero la paralización de la actividad por la pandemia les impidió trabajar. Y rememora el dicho que tienen los pescadores de que «para a lamprea son un ano bo e dous malos» de modo que, por esa regla, este no toca bueno.

La misma situación la están viviendo los pescadores de Herbón que trabajan las dos pesqueiras anteriores al Canal y que son Areas -la primera del río- y As Vellas. En Areas el plazo finaliza este sábado y los pescadores echaron las redes en muy pocos boquetes, a los que llegan a pie, una vez que no pudieron usar la barca de madera para moverse por el río, a causa de las limitaciones de reunión impuestas por la pandemia. Algo similar les está pasando en las pesqueiras de As Vellas, de modo que no pueden ir a muchos boquetes del río y se temen que no sacarán ni para desquitar el permiso de pesca.

En las pesqueiras de Areas, el plazo finaliza este sábado; en las siguientes -As Vellas hasta A Trapa- el 24 de abril, y el resto, hasta Carcacía y Teo, el 8 de mayo.