El covid satura las ucis del Clínico y reduce las urgencias y el trabajo en los quirófanos

La Voz SANTIAGO / LA VOZ

SANTIAGO

Cribado realizado ayer en Ordes
Cribado realizado ayer en Ordes

El domingo se alcanzó el récord de 6.779 pruebas para detectar casos asintomáticos

09 feb 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

El Clínico repitió ayer el máximo de 47 plazas de cuidados críticos utilizadas por pacientes covid, como el 2 de febrero. Además, 126 personas con esta nueva enfermedad estaban ingresadas en otras unidades de hospitalización. Los hospitales públicos compostelanos iniciaron esta semana con 795 camas ocupadas, según la gerencia del área sanitaria, y 174 (el 22 %) eran de pacientes covid. Además, el 73 % de todas sus plazas para cuidados críticos -para personas con covid, operadas y con otras enfermedades- estaban ocupadas.

Estos datos reflejan cómo el covid cambia la asistencia en el complejo hospitalario público compostelano, al saturar sus plazas de uci y reducir la afluencia a urgencias y el trabajo de los quirófanos. En febrero del 2020 y de 2019, cuando no existía el covid, el Clínico atendía sobre 450-500 urgencias diarias e ingresaba un 15 %. Ahora están entre 150 y 200 e ingresan sobre el 20 %. La ocupación de la uci se situaba entre el 55 y el 60 %. Tenía ocupadas entre 900 y 950 camas y la actividad habitual de los quirófanos doblaba -y superaba- las 101 intervenciones programadas para ayer. A causa del covid se reduce la cirugía que requiere ingresar en el hospital. También había más partos, pues en los 37 primeros días de este año ocurrieron solo 158 nacimientos, poco más de 4 diarios, una cifra muy baja.

Ayer, además de en el Clínico, había seis ingresos con coronavirus en HM Rosaleda. Y el Sergas notificó que el domingo falleció una mujer de 93 años con covid que estaba en el Cegadi.

Nuevos cribados

El Sergas notificó 160 personas curadas de covid en las últimas 24 horas (suman 13.833 desde el inicio de la pandemia) y 73 nuevos contagios (con los que se superan los 17.000 desde el primero, detectado en marzo) en el área sanitaria. Eso supone una reducción de las personas a tratamiento hasta 2.932. Es el mejor dato desde el domingo 24 de enero.

Además, y debido al cribado de Amio, el domingo se alcanzó un récord de pruebas para hallar asintomáticos: 6.779 en un día (4.580 serológicas y 2.199 PCR). El jueves y viernes habrá otro cribado, en Arzúa, y hoy y mañana sigue el iniciado ayer en Ordes.

Los 25 municipios del área metropolitana tienen una incidencia de nuevos casos de covid los últimos 14 días equivalente a 250 o más por cada 100.000 habitantes. Están todos en riesgo extremo de transmitir la enfermedad.

Santiago va bien y Negreira se estanca

En Santiago se trataban ayer 531 personas de covid-19 y 601 el domingo, según indicó el alcalde, Sánchez Bugallo, con datos que le facilitó el Sergas. Es el mejor indicador desde el 18 de enero y se aleja de las 746 del 26 de enero, que marcó el máximo de la pandemia. Además, la incidencia acumulada de nuevos casos en los últimos 14 días descendió hasta 516, tras alcanzar 720 también el pasado día 26 y es igualmente el mejor dato desde el 18 de enero. Estas cifras evidencian un descenso tras los sacrificios de los últimos días, dijo Bugallo, que no espera cambios relevantes en las restricciones hasta al menos la semana próxima. El alcalde volvió a reprobar la participación en el cribado de Amio, inferior a la esperada, y destacó el resultado: un 0,5 por mil de positivos (4 entre 8.000 personas), cuando otras veces eran del 1 a 1,5 por ciento. Son unas veinte veces menos. «Oxalá sexa representativo de que nos imos recuperar mellor do esperado», dijo.

Por contra, en Negreira se habla del «misterioso caso» del municipio, que se estanca. El 7 de diciembre se identificaron 21 casos nuevos, y desde entonces no bajó de esa cifra ni superó los 39 del sábado último. De 23 municipios de su zona de influencia era el único que no mejoraba ayer.