La USC impulsa la creación de moléculas eficaces como vehículo para una vacuna

La Voz SANTIAGO / LA VOZ

SANTIAGO

El equipo del CiQUS con el profesor Javier Montenegro en el centro
El equipo del CiQUS con el profesor Javier Montenegro en el centro

Su investigador principal, Javier Montenegro, señala que el uso de esta tecnología tiene «unha resposta extremadamente rápida»

04 nov 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

El profesor Javier Montenegro, de la USC, está desarrollando una molécula que sea eficaz como vehículo de transporte para una posible vacuna contra el covid. Esta línea de investigación se está desenvolviendo en el Centro Singular de Investigación en Química Biolóxica e Materiais Moleculares (CiQUS) y, según explica el investigador, «trátase dunha vacina baseada no emprego da tecnoloxía do ARN mensaxeiro». Las moléculas, explica Montenegro, «codifican na súa estrutura a información para a síntese dunha proteína e cando penetran no interior das células a maquinaria molecular comeza a funcionar para sintetizar a proteína que codifica este mensaxeiro».

La tecnología está financiada a través del programa de micromecenazgo de la USC, Sumo Valor, y es similar a la vacuna que está desarrollando la farmacéutica Moderna, que tiene en marcha una de las estrategias más avanzadas en la carrera para conseguir una vacuna contra el covid. «O micromecenado é moi importante para poder facer investigación pública, en particular cando os resultados da mesma repercuten en toda a sociedade, como é o caso da pandemia que estamos a sufrir», indica Montenegro, que avanza que la sociedad se enfrentará a grande problemas de salud pública por lo que el I+D es clave. Los investigadores de la USC que trabajan en ello constaron que su modelo funciona en animales.

Ventajas de la tecnología

Montenegro explica que las vacunas basadas en la tecnología del ARN (ácido ribonucleico) presentan varias ventajas, como «unha resposta extremadamente rápida», puesto que desde que aparece el patógeno hasta el diseño y síntesis del ARN que se necesita para vacunar pasa muy poco tiempo. Además resulta relativamente económico y fácil producir el antígeno en grandes cantidades.