«El último sueldo que entró en casa fue el de los primeros 15 días de marzo»

Muchos compostelanos incluidos en ERTE hace más de dos meses todavía no han cobrado ni un euro


santiago / la voz

Cristina Fernández Pintor y Víctor Alonso Castro son camareros. Seguramente, muchos compostelanos los reconocen porque trabajan desde hace años en uno de los restaurantes más conocidos, el Cre Cottê de la plaza de A Quintana. Cuando se anunció el cierre de la actividad en la hostelería, el propietario del local comunicó a sus nueve trabajadores que recurriría a un ERTE para salvar sus empleos y el negocio.

Víctor explica que el 20 de marzo les confirmaron «que el ERTE había sido aceptado. Y en cierta forma nos quedamos tranquilos». Pero la tranquilidad se esfumó pronto. «El último ingreso que entró en casa fue el sueldo de los primeros quince días de marzo. Aún estamos sin cobrar el ERTE, y tampoco hay respuesta desde el SEPE (Servicio Público de Empleo Estatal)», denuncia. Ninguno de los trabajadores ha cobrado. Su jefe les ofreció ayuda. «No la aceptamos. Por ahora, tiramos de ahorros y podemos afrontar el día a día». Pero estos empleados consideran injusto que «casi dos meses después de que se aceptara el ERTE aún no se vea el dinero». Más absurda todavía es la situación de su mujer, que también trabaja en el Cre Cottê. «Ya fue recuperada del ERTE por Lázaro [el empresario], y aún no ha cobrado lo de marzo ni lo de abril, ni los días de mayo». De los nueve trabajadores, la empresa sacó del ERTE a dos cuando pudo empezar a ofrecer comidas para recoger en el local o a domicilio, y a abrir la mitad de la terraza. A finales de mes o en los primeros días de junio espera sacar al resto. «Para entonces espero que hayamos cobrado todos», dice Víctor.

Cristina vive la misma situación. «Por ahora no vimos ni un euro». Al igual que su compañero de trabajo, el marido de Cristina está afectado por un ERTE parcial, y solo «cobra lo de la empresa, porque lo del SEPE no llegó tampoco. En su empresa son muchos más y nadie cobró». En ambos casos, tienen niños y también tienen que hacer frente a las hipotecas y los gastos de la casa. Ante la falta de noticias, Víctor se dirigió por escrito al SEPE para preguntar por las causas del retraso: «Solo recibí de vuelta un mensaje automático informando de que fue recibido y que contestarán. Hasta ahora». Cristina y Víctor consideran que, pese a todo, su situación es llevadera porque disponen de «ahorros para hacer frente al día a día, pero los ahorros se terminan». Lo que más lamentan es que su jefe «está intentando sacarnos a todos del ERTE, e hizo llamadas a todos los lados para ver qué pasa».

Su caso no es excepcional. Saben que hay muchos trabajadores en ERTE sin cobrar. «Y tampoco sabemos qué pasará después. Supongo que, aunque vuelva al trabajo, cobraremos los atrasos». Víctor también está pendiente del reintegro de un viaje familiar a Eurodisney previsto para el 27 de marzo: «Suspendieron los vuelos y todo quedó anulado, pero tampoco nos devolvieron el dinero ni sabemos qué pasará».

Los ERTE mandan en las expectativas laborales de 16.000 compostelanos

S. l.

El número de afectados por expedientes en las empresas de Santiago y su comarca creció más de un 26 % desde principios de abril

La desescalada en la situación de alerta sanitaria por la pandemia del coronavirus se nota en la mayor actividad comercial en la calle, pero todavía no tiene reflejo en el volumen de trabajadores acogidos a un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) en Santiago y su cinturón metropolitano. De acuerdo con el balance actualizado a finales de la semana pasada, ya son 15.899 las personas cuya realidad laboral está sujeta a una figura que le da garantías en cuanto a la conservación del empleo pero que, en muchos casos, no le está permitiendo recibir ingresos por los retrasos en los pagos a través de una fórmula por la que el empleado percibe de las arcas públicas el 70 % de la base reguladora durante los seis primeros meses, con un mínimo de 502 euros y un máximo de 1.412.

Seguir leyendo

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

«El último sueldo que entró en casa fue el de los primeros 15 días de marzo»