A juicio el capo de la mafia búlgara destapada en Santiago, al que piden trece años de cárcel

La operación se inició al detectarse un camión sospechoso y a dos miembros del grupo con 1,8 millones


santiago / la voz

El juicio contra la mafia búlgara detenida tras una operación contra el tráfico de drogas en Santiago tendría que haberse celebrado en marzo del 2019, pero la sección compostelana de la Audiencia Provincial tuvo que suspender en aquel momento la vista porque la abogada de uno de los cuatro acusados estaba de baja laboral. Casi un año después, Ivan Haralampiev Todorov, considerado como el capo de esta organización, Georgi Ivanov, Filip Pepegoy y M. S. volverán la semana que viene a sentarse en el banquillo de los acusados. La Fiscalía le pide al primero trece años de cárcel y una multa de 40 millones de euros, mientras que a los otros tres les reclama diez años de prisión y diez millones de multa a cada uno de ellos.

Compra de cocaína en Galicia

Este grupo búlgaro se dedicaba a traer heroína a España en camiones desde Afganistán y Pakistán a través de Bulgaria y la República Checa y hacer el viaje de vuelta con cargas de cocaína que compraban en Galicia. La operación policial se denominó Bulcan y la llevaron a cabo agentes de la Unidad de Droga y Crimen Organizado (Udyco) de la Policía Nacional, dirigidos por el que por aquel entonces era juez de Instrucción en Santiago, José Antonio Vázquez Taín, un especialista en la lucha contra el narcotráfico.

El punto de partida de esta operación se sitúa el 24 de febrero del 2013. Los agentes de la Udyco habían detectado la presencia en Santiago de un camión sospechoso con matrícula checa. En su interior no había nada, pero en el coche que habían traído a la ciudad Georgi Ivanov y Filip Pepegoy se halló una bolsa con diversos fajos de billetes que sumaban 1.845.000 euros.

Ambos fueron detenidos, pero quedaron después en libertad porque no se podía demostrar que ese dinero fuese el pago para un cargamento de cocaína que iba a ser transportado en el camión. Eso sí, la Policía siguió sus movimientos en Alcorcón (Madrid), donde estaban establecidos.

Desde esa localidad madrileña partió el 3 de abril del 2013 otro camión que fue interceptado en la frontera española con Francia, en La Junquera (Gerona). En su interior había 47 envoltorios de cocaína con un peso total de 46,898 kilos y una pureza del 73,9 por ciento.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

A juicio el capo de la mafia búlgara destapada en Santiago, al que piden trece años de cárcel