Noche tranquila en Compostela y solo seis ingresados por intoxicaciones etílicas

El amplio dispositivo policial desplegado en la ciudad tuvo poco trabajo: solo una denuncia por hurto y una identificación


santiago / la voz

Una noche tranquila y sin incidentes de importancia. Así transcurrió en Santiago el adiós al 2019 y la bienvenida festiva al 2020. El amplio dispositivo policial desplegado en la ciudad, con agentes de la Policía Nacional reforzados por la Unidad de Prevención y Reacción (UPR), tuvieron poco trabajo. En el parte de incidencias tan solo quedó registrada una denuncia por el hurto de una chaqueta en un local de ocio nocturno y la identificación de una joven que tuvo un comportamiento inadecuado con una patrulla en la calle.

Este año, una vez cerrado el conflicto laboral en la Policía Local, el cuerpo municipal también se sumó al dispositivo especial con motivo de la Nochevieja con diez agentes de guardia. Entre sus intervenciones estuvo la inmovilización de un vehículo a las 3.30 horas por no contar con toda la documentación en regla y un control preventivo de alcohol y drogas que llevaron a cabo conjuntamente con la Guardia Civil de Tráfico. Fue entre las seis de la madrugada y las nueve de la mañana en la intersección de la calle Vidán con la avenida Mestra Victoria Míguez y en total se comprobó el estado de ochenta conductores.

El buen ambiente fue la tónica en las celebraciones de Nochevieja y el buen comportamiento de los que acudieron a las muchas fiestas que hubo en bares y discotecas de la ciudad dejó los partes de incidencias sin anotaciones de importancia.

Así, en el Hospital Clínico de Santiago tan solo se registraron seis ingresos por intoxicaciones etílicas. Todas además, con buen pronóstico y de carácter no grave en cinco de los casos. En el sexto, el paciente ingresó en Urgencias por haber sufrido una convulsión, aunque no está claro si se debió a la ingesta de alcohol o a otros factores. En todo caso, su evolución fue positiva. En el centro médico compostelano de referencia también tuvieron que atender a una persona herida en accidente de tráfico, aunque también con lesiones leves.

Los policías que estuvieron de guardia tuvieron que disfrutar de la cena de Nochevieja en sus comisarías. Los de la Nacional disfrutaron de un menú que les sirvió gratuitamente el Hotel Araguaney como reconocimiento a su labor. El menú de la Local, como también el de los Bomberos, lo pagó el Concello.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Noche tranquila en Compostela y solo seis ingresados por intoxicaciones etílicas