El personal que deja la huelga de Urxencias espera ya los refuerzos

La mayoría de los profesionales finalizan hoy el conflicto, tras firmarse ayer el acuerdo


santiago / la voz

La comisión de centro de atención especializada desconvoca la huelga de Urxencias del Clínico desde hoy, tras firmar ayer el acuerdo con el Sergas. El documento contempla la ampliación de 11 puestos de enfermería, 11 más de técnicos auxiliares de enfermería y la estabilización de dos médicos que realizan sustituciones en el servicio. Además, recoge en nueve puntos la dotación de más medios y equipamiento para Urxencias en este trimestre, el compromiso de cobertura del 100 % de las ausencias que se produzcan, y otros compromisos por parte del Sergas sobre la organización del trabajo, el uso de espacios y la ampliación de personal cuando se produzca más demanda de pacientes, como ocurre los últimos días.

El acuerdo lo rubricaron la gerente del área sanitaria, Eloína Núñez; y 11 representantes del comité de huelga de la comisión de centro. El conflicto comenzó el lunes 12 de noviembre y se mantuvo hasta ayer, durante 15 semanas. Ahora la mayoría del personal se desvincula de esa protesta laboral, y confían que de forma inmediata el Sergas dote los refuerzos de profesionales y asuma el resto del acuerdo.

La gerencia del área sanitaria declinó ayer manifestarse sobre este asunto. Camilo Agulleiro, portavoz de la comisión de centro, resalta que «a desconvocatoria, obedece ao sentir do persoal do servizo, que así o manifestaron mediante votación en urna a semana pasada, por 100 votos a favor da proposta da Xerencia e 48 en contra». Se refiere a la huelga como «un longo camiño percorrido xunto polos traballadores/as de Urxencias e demais persoal da Sanidade, como quedou patente nas mobilizacións que se fixeron os luns; e o pasado 9 de xaneiro, na manifestación entre as prazas Roxa e de Praterías, que contou cunha mobilización masiva de persoal e da sociedade en xeral». Valora muy positivamente el acuerdo firmado ayer: «Un incremento de máis de 20 profesionais é moi importante e pensamos que se vai notar moito e para ben en Urxencias», dice. Agulleiro agradece la solidaridad recibida e insiste en que «desde un primeiro momento se entendeu que non se reclamaba diñeiro, senón un beneficio colectivo para a sociedade».

El acuerdo llega en un instante de gran presión asistencial: hasta las 8.00 de ayer Urxencias atendió 454 pacientes en 24 horas.

Conflictos con O´Mega y las ambulancias

El ambiente de conflicto persistió ayer en el Clínico, por la protesta del sindicato médico independiente O’Mega, que mantiene la convocatoria de huelga en Urxencias para el colectivo médico; y por el personal de las ambulancias, que se manifestó a las 10.30 en el hospital y mantuvo piquetes mañana y tarde, además de condicionar el traslado de pacientes en el CHUS, según reconoció la gerencia.

O’Mega insiste en reclamar más médicos, y el compromiso de que no haya pacientes en los pasillos que entorpezcan la asistencia en Urxencias, ni pendientes de ingreso. Este sindicato valorará en una asamblea del colectivo médico el próximo lunes la situación, tras la incorporación del personal que contempla el acuerdo rubricado esta mañana.

Ayer, la médica Fátima Nercellas, representante laboral de O’Mega, volvió a solicitar amparo del juzgado de guardia ante la acumulación de pacientes en Urxencias: «Tuvimos 21 pacientes graves en el pasillo y 28 pacientes pendientes de ingreso ocupando la sala de observación, como si esto fuera un almacén», explicaba por la tarde. Nercellas transmitió la queja por la situación a la gerencia y a la Consellería de Sanidade, e insistió en solicitar que se abriese la antigua reanimación del Clínico para atender allí a pacientes pendientes de ingreso. Esta petición la realiza hace días, pero ayer le hicieron caso, y a primera hora de la tarde se abrió.

La gerencia explica que se hizo por la gran presión asistencial que se observa en Urxencias, con muchos pacientes que piden ser atendidos, con 230 adultos ayer en diez horas, entre las 8.00 y las 18.00; con muchos ingresos y escasas altas de pacientes ingresados, por lo que faltan camas. Está abierta la unidad del Hospital Gil Casares, de 42 camas, pero no son suficientes. Además, la situación se complicó porque debido a la huelga de las ambulancias se ralentizaron los traslados de pacientes, tanto desde Urxencias, como para ocupar plantas de hospitalización de los diversos centros del CHUS, indica.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El personal que deja la huelga de Urxencias espera ya los refuerzos