El Camino fulmina el récord histórico de peregrinos con 317.000 de enero a octubre

En todo el 2017, hasta ahora el año de mayor afluencia en las rutas jacobeas, se habían entregado 301.000 compostelas


santiago / la voz

Estaba cantado. El 2018 se cerrará con otro récord histórico de peregrinos. El pasado octubre obtuvieron la compostela 35.602 personas, cifra nunca antes alcanzada ese mes y que superó en casi el 13,6 % los 31.341 del año anterior. Año, el 2017, que concluyó con un total de 301.036 compostelas entregadas por el Centro Internacional de Acogida al Peregrino, hasta ahora la cantidad más alta jamás registrada y muy por encima de las 272.417 despachadas en el último Xacobeo, el del 2010. En los diez primeros meses del ejercicio en curso ya son 317.170 los peregrinos recibidos en las oficinas de Carretas que expiden la certificación, 26.373 más que en el mismo período del 2017 y ya 16.134 más que en todo el último año.

Al contrario que en julio y agosto, cuando son mayoría los peregrinos españoles, en octubre seis de cada diez fueron extranjeros, con predominio de los alemanes, estadounidenses, portugueses, italianos, franceses, canadienses y británicos. Entre los españoles, son mayoría, por este orden, los madrileños, andaluces y catalanes. Más de la mitad de los peregrinos siguen prefiriendo el Camino Francés (60 %), seguido del Portugués (19,6 %) y el Portugués-Costa (5,2 %).

El pasado octubre ya auguró el récord histórico de peregrinos al entregarse la compostela número 300.000 el día 15, dos meses antes que en el 2017. Aunque en noviembre y diciembre se reduce sensiblemente la afluencia en el Camino, el balance final rondará los 330.000.

«Menos sol, tuvimos de todo, pero repetiremos»

Con frío, lluvia y nieve, el Camino de Santiago también arrasa. Las duras condiciones meteorológicas son lo de menos, incluso pueden resultar un atractivo añadido para los peregrinos, que realizan su caminata sin agobios y sin pedir paso, ya sea en los senderos o en los albergues.

Raquel Rivero, de Jerez; y Miguel Ángel Fuentes, de Isla Cristina, cubrían ayer por la tarde los últimos cientos de metros hacia la Catedral bajo la lluvia y bien pertrechados. Iniciaron la ruta francesa el domingo pasado en Sarria y están felices con la experiencia, que para Miguel Ángel no es nueva porque ya fue peregrino hace ocho años. «Menos sol y calor, hemos tenido de todo. Lluvia, nieve, niebla...». La nieve les sorprendió en la primera etapa, entre Sarria y Portomarín. «¡Era todo tan bonito!», exclama Raquel, y entre sonrisas añade el placer de recoger y degustar castañas y manzanas por el camino. Fue otro de los privilegios de esta temporada.

Miguel Ángel y Raquel coinciden en lo positivo de la experiencia, porque se encontraron un Camino cuidado y bien señalizado, y destacan la solidaridad entre los peregrinos, que «siempre fueron muy amables». No tuvieron problema alguno para alojarse en los albergues, y aunque ellos venían con reserva, les consta que otros que no la tenían tampoco tuvieron dificultades.

Ahora, cuando están a punto de entrar en el Obradoiro, afirman que «queremos repetir el Camino, desde más lejos, cuando podamos, y no miraremos la fecha, ya sea el 31 de diciembre o en pleno verano». Como Raquel y Miguel Ángel, ayer llegaron a Santiago un total de 679 peregrinos, la mayoría de ellos por la tarde.

Vive Camino

Toda la información sobre el Camino de Santiago en Vive Camino

Votación
2 votos
Comentarios

El Camino fulmina el récord histórico de peregrinos con 317.000 de enero a octubre