Santiago tendrá en diez meses su cuarto acceso a la AP-9

La entrada al Gaiás cuenta con tres carriles reversibles y aliviará la sobrecarga de San Lázaro

Primera piedra del acceso de la AP-9 a la Cidade da Cultura Santiago tendrá su cuarto acceso a la autopista

Santiago

Santiago contará dentro de diez meses con su cuarto acceso a la autopista AP-9. Es el tiempo estimado de construcción de los viales y rotondas que conectarán la vía de alta capacidad con la Cidade da Cultura, que se empezarán a construir en breve a la altura del kilómetro 70 y que será el precedente de la gran conexión de orbital, en el kilómetro 64, que completará los enlaces con las zonas industriales y la autovía de Lavacolla y Lugo. Con esta infraestructura, que fue presentada esta mañana por el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, y el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijoo, se descargará la presión del tráfico sobre la salida y entrada de San Lázaro, que era una de las preocupaciones de Fomento. La obra se planificó en el 2003, cuando Feijoo era conselleiro, y este valoró especialmente que se vaya a asumir un coste que se acercará a los cuatro millones de euros en un momento en el que el ministerio sigue manejando unos presupuestos contenidos. 

El ministro y el jefe del Ejecutivo gallego animaron a la adjudicataria a acelerar la actuación lo más posible, cuestión que será posible ya que aprovechando las obras de ampliación de la AP-9 ya se hizo un paso superior de 14 metros en el que tienen cabida tres carriles, que se podrán utilizar de forma reversible (2 +1 o 1 + 2) cuando se celebren actos multitudinarios en el Gaiás o en el cercano Multiusos de Sar. 

Íñigo de la Serna admitió que se trata de una obra «sencilla» que se va a complementar con el enlace orbital, que está en trámites de cerrar el proyecto, ya aprobado, de finalización de las expropiaciones y a punto de dar el paso de la licitación de obras para consumir la cantidad asignada para el 2018. Por su parte, Feijoo se mostró convencido de que el acceso del Gaiás, que permite entrar o salir en todas las direcciones, marcará «un antes e un despois» para la Cidade da Cultura, que estará mejor conectada con toda Galicia y se pondrá al servicio del «mellor Xacobeo da historia», en el 2021.

El alcalde de Santiago acudió al acto y admitió que esta obra, «importante» para la conexión del Gaiás, también lo será para la conectividad y movilidad de la ciudad, y adelantó que los viales de los barrios más beneficiados, Sar y Fontiñas, tendrán un estudio  para mejorar los tráficos, que van a aumentar. Martiño Noriega se declaró «satisfeito» por cómo se están llevando las gestiones de la intermodal por parte de ADIF, así como las conexiones de las zonas industriales, claves para cerrar la circunvalación histórica de Santiago, y aprovechó la presencia de técnicos de Fomento para abordar otros temas de menor calado como la movilidad en el barrio de Conxo tras la construcción de la rotonda. «Vaise executar», según le reiteraron, y será clave para la mejora del acceso del Camiño Portugués.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

Santiago tendrá en diez meses su cuarto acceso a la AP-9