Raxoi desempolva siete años después el debate sobre el estado del municipio

La única convocatoria del mandato permite hacer balance desde los comicios del 2015 y abre la precampaña para los del 2019


santiago / la voz

La corporación municipal hará revisión mañana del estado del municipio. Será en un pleno largamente demorado. Tanto que, pese a que el reglamento municipal fijaba la celebración de tres por mandato, el último lo protagonizaron Bugallo y Conde Roa en la postrera legislatura del socialista, a quien el popular arrebató la alcaldía en los comicios del 2011. Sin embargo, Conde Roa no llegaría a estar ni un año en el cargo por sus problemas con Hacienda. Y para su sucesor, Ángel Currás, con frentes del calado de la Pokémon y una profunda brecha interna en su grupo, no era la ocasión, por mucho que insistiese la oposición, sobre todo el BNG. Tampoco lo fue para Agustín Hernández, quien cerró la pasarela de regidores populares de aquel mandato tras llegar con menos de un año por delante para poner orden en Raxoi.

Y Compostela Aberta, libre de ese compromiso en el 2015 -en año electoral no hay ese debate- y todavía tomándole el pulso a la Administración en el 2016, aprovechó el paréntesis del PP e hizo su propia lectura de la literalidad de un texto que exigía tres plenos en el mandato -no uno por año, aunque ese fuese su espíritu- para pasar de puntillas hasta ahora sobre la cuestión.

Dispuesto ya a rendir cuentas, después de la reforma del reglamento (ahora sí precisando el carácter anual de esas sesiones), el gobierno ha convocado ese pleno para mañana. A estas alturas de legislatura, siendo el único que se dará en este mandato -en el 2019 no toca- y careciendo de carácter resolutivo, será la ocasión para hacer balance desde el 2015 y dar el pistoletazo de salida a una precampaña que se presume larga y dura.

Los cuatro líderes se estrenan

Las formaciones representadas en Raxoi toman posiciones con la vista puesta en las urnas y este pleno será un escaparate en el que medir fuerzas contraponiendo políticas, actitudes y aptitudes con los datos del estado del municipio como telón de fondo. Los cuatro líderes se estrenarán a la vez en esa lid. Y para Paco Reyes y Rubén Cela, sin tiempo no ha sido, aunque la cuestión no es tanto la de haberle «furtado o debate á oposición, senón á cidadanía», dice el socialista, y entiende que la convocatoria abre la ocasión para hablar de las prioridades de la ciudad y exponer «as que non se abordaron, ou non de xeito adecuado», además de «poñerlle nota ao goberno».

Pero el nacionalista no ve a Compostela Aberta muy animosa con una sesión que «se se fai é fundamentalmente pola presión que fixo o noso grupo», y lamenta que el hecho de que vaya a ser la única del mandato «deturpe» el sentido del debate, porque al final «será un debate do mandato» y ese no es el objetivo. «Pero mellor que se faga ca que non», defiende, aunque sostiene que si Compostela Aberta lo acepta ahora es porque «entende que lle serve de plataforma propagandística» y para «tentar visibilizar o argumento da transparencia», cuando «teñen a mesma que Conde Roa». Porque el resultado es que «entre CA e o PP, en oito anos só vai haber un deses debates, cando debería haber como mínimo seis».

Inmerso como los demás portavoces en preparar las claves de ese debate, Agustín Hernández dice que «non vou xustificar o acontecido na etapa do PP», pero en los 31 meses de CA «non houbo comparación co ámbito anterior» para no haber convocado antes un pleno que al final «será o único do mandato» y en el que, además de escuchar al alcalde, aportará su visión «de como está a cidade».

Con una lectura bien distinta, eso mismo hará Martiño Noriega asistido por su portavoz, Marta Lois, después de haber requerido informes de todas las concejalías. En su caso se trata de defender su gestión y exponer intenciones hasta la conclusión de un mandato en el que gobiernan en minoría. Y la dedicación que en el último tramo del año requiere la negociación de los presupuestos es lo que expone Lois para justificar la demora en esta convocatoria. «Non houbo mala intención», dice, frente a un escenario «de inercia de ir adiándoo polo tema dos orzamentos», aunque CA no parece tampoco darle la importancia a esa sesión que otros grupos.

«Con independencia do necesario e lexítimo que sexa, temos plenos regulares con importantes puntos de debate e de traslado de opinión», concluye la portavoz del gobierno municipal.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Raxoi desempolva siete años después el debate sobre el estado del municipio