Desplazar la depuradora al sur supone dos millones de euros por kilómetro

Los grupos municipales plantean cuatro escenarios diferentes para la nueva planta


santiago / la voz

La futura depuradora estaba preparada para que el proyecto llegase al área de Silvouta y hasta ahí ha extendido el Estado la red de colectores necesaria para la recogida de los residuos. La ubicación de la planta en O Souto conducirá los tubos hasta la zona del tratamiento. La posibilidad de que la estación se vaya más al sur propiciará cambios.

El distanciamiento de la planta, en caso de que hubiese que hacerlo finalmente, provocará forzosamente el alargamiento de la red colectora. El portavoz del BNG, Rubén Cela, analizó el coste de las conducciones de acuerdo a actuaciones de este tipo en distintos lugares y llegó a la conclusión de que el importe de los colectores supondrá dos millones de euros por kilómetro.

Apunta el edil que un posible desplazamiento de la depuradora hacia Bertamiráns, si surge un acuerdo en ese sentido, significará una aportación extra de varios millones de euros. Diez en caso de que sean, por ejemplo, cinco kilómetros de extensión. «Son tubos dun diámetro moi ancho e o furado a facer non é pequeno. E metes os aliviadeiros,... É unha obra potente», dice Cela.

No obstante, no es para él el mayor de los problemas en el proceso de construcción de las instalaciones, sino la posible pérdida de los fondos europeos.

Los grupos de la oposición aguardan, con todo, a que el alcalde lleve a cabo las gestiones encaminadas para la búsqueda de una tercera vía, si puede darse, en la implantación de las instalaciones de tratamiento.

Martiño Noriega hablará con los distintos agentes comarcales y locales que incidan en el futuro del proyecto para tener alguna conclusión sobre la mesa. Y abordará con los propios grupos municipales esa tercera vía. Los portavoces de Santiago, aún recelando ahora mismo de una nueva vía, analizarán la propuesta que se les plantee y se pronunciarán al respecto.

Anteproyecto

Son tres las semanas que se ha dado el alcalde, Martiño Noriega, para sondear las nuevas posibilidades. El gobierno considera injusto e inadmisible el coste que habrá de asumir el Concello en el reparto de la financiación de la depuradora, que representa el 20 % del presupuesto y el montante que sobrepase el coste del proyecto.

Actualmente el anteproyecto está en Madrid en manos de los técnicos de Acuaes, a la espera de la redacción definitiva y de la licitación del proyecto. El plazo máximo concedido por la Unión Europea para su puesta en funcionamiento se sitúa en el año 2023. Además pende la amenaza de multa por incumplimiento de la normativa de saneamiento.

La nueva vía de Compostela Aberta

La nueva opción la acaba de airear el grupo de gobierno (Compostela Aberta), al ver muy negro el panorama que se presenta en el enclave de O Souto. Los problemas patrimoniales y ambientales, la amenaza judicial y el coste para el Ayuntamiento de la estación proyectada han empujado al alcalde a buscar una tercera vía (en realidad una cuarta si se tiene en cuenta la propuesta del BNG) que, según intuyen algunas fuentes, podría tener un ámbito comarcal. Esta propuesta está en plena fase de conversaciones.

El BNG apunta a la zona actual

La propuesta del BNG coincide justamente con la actual ubicación de la depuradora. Ahí es donde ha venido preconizando la ubicación de la planta de tratamiento. Considera que la tecnología en este tipo de instalaciones avanzó tanto que se puede ejecutar una buena depuradora pequeña, compacta y con el problema de los malos olores minimizado en una superficie reducida. Además, el área actual ya está degradada. El BNG no renuncia a alternativas, pero siempre que estén amparadas por los fondos de la UE.

La mirada del PSOE hacia Silvouta

La ubicación de O Souto nunca convenció al grupo socialista, que le dio la «benvida» a Compostela Aberta por «darse conta» de la situación de la depuradora. En el primer pleno celebrado por la corporación en el actual mandato, el PSOE ya le advirtió de la problemática. Los socialistas pusieron su punto de mira en el área de Silvouta prevista en su día por Sánchez Bugallo, aunque la posibilidad de perder los fondos europeos con ese planteamiento les ha hecho dar por bueno el lugar de O Souto, como los demás grupos.

Apuesta del grupo popular por O Souto

La ubicación prevista es O Souto, al desecharse en su día la alternativa de Silvouta a raíz de una sentencia que no avalaba ciertos aspectos del movimiento de terrenos y otras actuaciones referidas en el plan ambiental. El grupo popular, que fue el que dirigió el proyecto a O Souto, defiende esta posición. Cuando a principios de este mandato Compostela Aberta cuestionó esta ubicación, el grupo popular la defendió como la más adecuada y la sigue manteniendo, sobre todo ahora en que los plazos están avanzados.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Desplazar la depuradora al sur supone dos millones de euros por kilómetro