Raxoi mantiene la tarifa del bus pero revisará las bonificaciones

r. m. santiago / la voz

SANTIAGO

El servicio urbano de transporte mantiene sus tarifas inamovibles desde el 2010.
El servicio urbano de transporte mantiene sus tarifas inamovibles desde el 2010. xoán a. soler

Introducirá criterios de renta para pensionistas e implantará ayudas para otros sectores

07 feb 2016 . Actualizado a las 04:00 h.

El transporte urbano mantendrá sus tarifas este año. El Concello renunciará de nuevo a actualizar unos precios que se mantienen congelados desde el 2010, en que el billete ordinario se fijó en 1 euro y el del bono ordinario en 0,60. Sin embargo, Compostela Aberta sí introducirá modificaciones en el sistema de bonificaciones para revisar las de los pensionistas y extenderlas también a parados, familias numerosas y usuarios de rentas mínimas.

Hasta ahora, aparte de los descuentos generales que conlleva la adquisición de los billetes en bonos para fidelizar usuarios, con carácter específico solo funciona la bonificación para pensionistas, jubilados y personas con discapacidad, que acceden al servicio de forma gratuita, hasta un máximo de 720 billetes al año y sin discriminación alguna por renta. Esa ayuda se extiende también a personas carentes de recursos y en ese caso es tramitada por Servizos Sociais.

Pero el gobierno considera que la renta sí debe ser un elemento a tener en cuenta a la hora de otorgar o graduar esas bonificaciones. Aunque todavía no ha entrado a valorar en qué medida eso condicionará el nuevo sistema de bonificaciones, sí ha asumido la necesidad de impulsar esa revisión este mismo año. «Haberá que estudalo, porque non ten sentido que pensionistas con tres veces o salario mínimo interprofesional» accedan de forma gratuita, pone a modo de ejemplo el concejal de Mobilidade, Jorge Duarte.

Sin aventurar todavía donde podría fijarse ese límite, el edil sostiene que hay que «redistribuír» el esfuerzo municipal para bonificar el acceso al servicio y «estudar prioridades», porque «as bonificacións teñen que ser para a xente con máis dificultades económicas». «Teñen que chegar a quen máis o necesita», afirma el edil sin cuestionar que los jubilados también disfruten de un sistema de ayudas que considera fundamental «porque son quen máis dificultades de mobilidade teñen, pero para algunhas rendas moi elevadas non ten sentido». Y en ese sector «hai un gran abano» y «haberá que regularizar iso», afirma Duarte, quien pretende abordar la cuestión con los demás grupos, aunque todavía no hay fecha para comenzar a analizar una situación que ya intentó modificar también el PP en el pasado mandato, sin que se llegase a concretar ninguna propuesta. En enero del 2012, Albino Vázquez ya anunciaba que la gratuidad general para todo el colectivo pensionista debería revisarse en función de la renta y extender también las bonificaciones a otros colectivos afectados por una crisis que debía invitar, decía, a abrir una reflexión sobre un sistema fijado en 1992 y que únicamente se modificó en el 2001 para introducir límites a la gratuidad total de la que hasta entonces disfrutaban los titulares del conocido como bono pensionista, para dejarla en 720 billetes anuales. Suficiente para responder a sus necesidades, entendía entonces el Ayuntamiento.

7.124.117

Usuarios totales

Los que movió el servicio en el 2015, un 0,5 % menos

1 ?

Billete ordinario

Con el bono ordinario el viaje sale, sin embargo, a 0,60

0,55 ?

Billete escolar

Válido para menores de 18. Con el bono escolar: 0,40