Fallece el periodista Nacho Mirás

Trabajó en La Voz de Galicia desde principios de los 90 y relató en su blog la lucha contra el cáncer que le diagnosticaron en diciembre del 2013


Triste y anonadada se quedó la redacción de este medio cuando ayer, al anochecer, le llegó la luctuosa nueva: Nacho Mirás se ha ido. El doloso cáncer se llevó por delante a este periodista vigués, que hizo toda su carrera en La Voz de Galicia y Radio Voz, en una edad demasiado temprana (44 años). Mirás le hizo frente al tumor durante los últimos dos años con tal serenidad, entereza y naturalidad que, como decía ayer mismo su amiga Loló, en vez de consolarle sus compañeros, eran ellos los consolados por Nacho. 

Recién llegado de la Universidad Autónoma de Barcelona, con 18 años, arribó en prácticas a La Voz a principios de los 90 y su buen hacer periodístico no pasó desapercibido. Su prosa fluida, sus exquisiteces metafóricas, la captación del microcosmos social y vital con sus detalles escondidos generaban unos párrafos que se le consumían pronto al ávido lector. Sus entrevistas destilaban un jugo suculento. Los personajes que llevó a La Cara B -la sección del periódico de su puño y letra que cada lunes, ininterrumpidamente desde el 7 de marzo del 2005, ocupó la contraportada de La Voz de Galicia-, y sus lectores, dan fe de ello.

Con tal quehacer periodístico, el jurado del Premio Galicia de Comunicación no tuvo  dudas a la hora de concederle dicha distinción en el año 2006. Algunos galardones más jalonaron su andadura informativa. Sus éxitos profesionales circularon a la par que los personales: su compañera, Ainhoa Apestegui, y sus hijos, Ane y Mikel. 

Mirás saludó con entusiasmo la entrada en la era digital y se aupó de inmediato a las redes sociales para relatar con maestría el acontecer ciudadano, el ideario social que le inspiraba y la salsa de sus vivencias. Este redactor siempre le ha visto, más que con el unamuniano sentimiento trágico de la vida, con un sentimiento lúdico de la vida, incluso en la tragedia que mascó al final. 

Su blog (rabudopuntocom) ha contado los momentos más emotivos de su lucha contra el cáncer con un humor negro esparcido por su prosa (Ánxel Fole, primo de su abuelo, le legó sin duda genes y genio). Sus relatos han impresionado a sus lectores, pero sobre todo a quienes conocían experiencias semejantes y lograron auparse a la dignidad gracias a Nacho, que plasmó sus experiencias en el libro El mejor peor momento de mi vida. El título, como el propio autor explicaba, aludía a «ese ejército que me acompaña todo el rato como yo nunca soñé. Nunca pensé que iba a tener a tanta gente pendiente de mí. Entre todos, han conseguido que el peor momento de mi vida se convierta en el mejor peor momento, porque estoy tan apoyado y arropado por la gente que es una paradoja en sí misma». El libro es ya una biblia para muchos enfermos de cáncer. Nacho le ha hecho un gran favor a la humanidad y a la batalla contra la dolencia.  

Mirás será velado en el tanatorio de Boisaca (Santiago), hasta el acto de despedida mañana a las 12 horas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
129 votos
Comentarios

Fallece el periodista Nacho Mirás