El CHUS ingresó el año pasado a 61 niños con cáncer y sigue a unos 600

joel gómez SANTIAGO / LA VOZ

SANTIAGO

Las familias les ofrecerán apoyo de musicoterapia y actividades artísticas

28 ene 2015 . Actualizado a las 04:00 h.

En la planta de pediatría del Complejo Hospitalario Universitario de Santiago (CHUS) ingresaron el año pasado 61 pacientes con cánceres. Precisaron 389 estancias para recibir asistencia. Además, están a seguimiento unos 600 pacientes de edades infantiles que han sido tratados de algún tumor. Estos datos los facilitó el gerente del área sanitaria, Luis Verde, al firmar ayer un nuevo acuerdo con la

Asociación de axuda a nenos oncolóxicos de Galicia

(Asanog). El documento contempla que esta entidad ampliará su colaboración con el CHUS y contribuirá a la atención al colectivo de pacientes pediátricos oncológicos con dos nuevos proyectos: un taller de musicoterapia y otro de actividades artísticas. Ambos está previsto que comiencen ya en febrero.

Gonzalo Autrán, presidente de Asanog explicó que se trata de «dar vida a los niños que están ingresados en el hospital y ayudar a que tengan momentos de alegría y distracción». En esta idea coincidió el jefe de Pediatría, José María Martinón, quien afirmó que los especialistas que tratan a estos menores «tenían conciencia de que faltaba algo más» que complementase su trabajo, y consideró valiosa esta iniciativa de colaboración de las familias.