El BNG pide una actitud más «proactiva» de Raxoi en el conflicto de la música en vivo

Rubén Cela reclaman una solución que permita «compaxinar o dereito a poder descansar cunha programación cultural que inclúa música ao vivo á altura da cidade»

la voz

El BNG demandó ayer una «actitude máis proactiva» del gobierno local para buscar una «solución razoable» al conflicto sobre la oferta de música en directo en los locales de ocio nocturno del casco viejo. Una solución que permita, afirma Rubén Cela, «compaxinar o dereito da veciñanza a poder descansar cunha programación cultural que inclúa música ao vivo á altura da cidade». Para el nacionalista, esta oferta «reforza» un sector importante en términos económicos y laborales, además del componente cultural.

Cela dice que conviene clarificar el marco normativo sobre la ordenación y la regulación de ruidos y actividades culturales en los locales, aunque también sostiene que el problema no viene tanto de la música en vivo sino por el ruido que hay en zonas de paso. Y por ello demanda al Consorcio que abra una línea de ayudas del 90 % para la renovación de ventanas: «Non é a solución ao problema, pero si axudará a minimizalo».

El alcalde afirma que el Consorcio ya dispone de ayudas para mejora de viviendas y se pregunta a qué se refiere Cela al demandar esa actitud, porque el Concello ya mantiene contactos con los colectivos implicados de los que «agardo poder avanzar na liña do entendemento». Hernández entiende que el problema «non é só dos locais, senón dos hábitos da xente na rúa» y le sorprende la petición del BNG después de que en Santiago no hubiese, dijo, interés en el control de la normativa, «e o Bloque ten algo que dicir de xestión municipal», y se diese una situación de «permisividade total histórica».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

El BNG pide una actitud más «proactiva» de Raxoi en el conflicto de la música en vivo