Padrón aprueba un presupuesto de 6,9 millones después de cinco años

Cidega respaldó las cuentas y el resto de grupos de oposición votó en contra


Santiago / La voz

Padrón aprobó en pleno ayer un presupuesto municipal de 6,9 millones después de pasar cinco años con uno prorrogado, desde el 2009. El gobierno local contó con el respaldo de Cidadáns de Galicia (Cidega) para forzar una segunda votación y, pese a que el resto de los grupos de oposición rechazaron las cuentas orquestadas por el PP, Antonio Fernández Angueira hizo valer su voto de calidad como alcalde para darles luz verde.

Andrés García Bustelo, concejal de Cidega, arguyó que «son uns orzamentos formalmente aprobables tecnicamente, salvo pequenos detalles». Indicó en este punto un incremento de los ingresos corrientes «relativamente pequeno», la necesidad de hacer un esfuerzo mayor en contención de gastos y de lograr ahorros para dejar un remanente de cara al siguiente ejercicio. También reprochó no haber participado en ellos y reconoció que «chegan tarde e agosto non é prazo para orzamentos». Solo en esta última consideración coincidió con las exposiciones hechas por el resto de grupos de oposición, que votaron en contra de unas cuentas municipales para un ejercicio que culmina en poco más de tres meses.

Converxencia de Independientes de Padrón (CIPa), representado por Eloy Rodríguez Carbia, fue el más duro en sus críticas. El concejal llegó a insinuar que detrás del apoyo de Cidega al PP hubo «ouros» y llegó a tildar la votación de «fraude electoral», señalando que «é lamentable que un concelleiro desaparecido durante todo o ano apareza só para votar no pleno dos orzamentos». Además, incidió en que a estas alturas del año «a maior parte está executada, polo que non nos presentan un proxecto senón unha execución de gastos».

El edil de CIPa destacó que los intereses subieron más de 5.000 euros respecto a los del 2009 y que la amortización de la deuda del sector público y no público se incrementó un 156,9 % en relación a las cuentas de ese año. Afirmó, por tanto, que «o remanente negativo na tesourería llo endosou á débeda a medio e longo prazo e por riba haberá que pagar uns intereses». Rodríguez Carbia calificó las inversiones presentadas de «subsidiarias» y asegura que estos presupuestos dejan desatendidas a seis zonas del rural.

El BNG vino a refrendar las posturas de los anteriores y Xoán Santaló llegó a afirmar que «despois de tanto tempo, para isto, podiamos haber obviado o trago». El Partido Galeguista (PGD) criticó que el gobierno local no hubiera tenido en cuenta ninguna de las propuestas presentadas acerca de las cuentas municipales sobre gasto energético, alumbrado público y la retención de crédito para realizar un nuevo RPT en Padrón. Y Camilo Forján, portavoz del PSOE, insistió en que no habrá tiempo material para ejecutar las cuentas este año y las reprobó al considerar que son «un resume de actuacións feitas e algunha por facer» más que un proyecto económico, incidiendo en el endeudamiento del Concello con obras pendientes de pago a cargo de este presupuesto.

El pleno, largo e intenso, abordó otros 23 puntos en los que el fraccionamiento político fue patente.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos

Padrón aprueba un presupuesto de 6,9 millones después de cinco años