El Concello cambia la empresa encargada de reurbanizar la calle Virxe Branca

La firma que inició la obra, con mejor oferta económica, no fue elegida

La reurbanización de la calle quedó interrumpida tras la paralización decretada por Raxoi.
La reurbanización de la calle quedó interrumpida tras la paralización decretada por Raxoi.
la voz

Saltó la sorpresa en el proceso de licitación de Virxe Branca. No es La Rosaleda la firma que finalmente va a ejecutar la obra. Contra pronóstico, Ponciano Nieto se llevó el gato al agua, pese a tener una oferta económicamente más elevada. De esta forma, la reurbanización de la polémica rúa de O Castiñeiriño será rematada por una constructora diferente a la que inició la obra.

Como las propuestas económicas suelen ser las que deciden el resultado de los concursos, casi todo el mundo daba por supuesto que Construcciones La Rosaleda iba a ejecutar los trabajos de Virxe Branca, máxime cuando era la que los había iniciado. Su oferta implicaba dos mil euros menos que la de su principal competidor, Ponciano Nieto. Esta empresa propuso acometer la intervención por un importe de 157.000, en tanto que la otra firma ofertó 155.000 euros.

Más lejano se situaba el monto económico de la tercera firma en discordia, Tuco, que ascendía a 168.000 euros, lo que la situaba en una situación más que complicada.

Ponciano Nieto se comprometió, eso sí, a reurbanizar la calle en un período de tiempo menor que el de La Rosaleda. Es la ventaja que aportaba. No obstante, los técnicos municipales adujeron que esta última firma no justificó la baja económica propuesta, mientras que Ponciano sí la justificó, como también el tiempo a invertir en la materialización de la obra. Los técnicos habían requerido, respecto a la anterior reunión de la mesa de contratación, documentación a mayores de carácter acreditativo.

Apilamiento

Tras conocerse el dictamen técnico hubo en la mesa de contratación de ayer interpelaciones por parte de algunos ediles sobre diferentes aspectos del informe. El paso definitivo es ahora la adjudicación del proyecto, que se hará previsiblemente en la Xunta de Goberno que se celebrará esta semana. Aunque cabía la sorpresa en la valoración de las ofertas, es más que difícil que el equipo de gobierno se pronuncie en contra del dictamen técnico.

La empresa Construcciones La Rosaleda había apilado en Virxe Branca el material de la obra, a la espera de su reanudación. Ese apilamiento no ha sido tenido en cuenta a la hora de evaluar las ofertas. En breves fechas Ponciano Nieto acopiará su propio equipamiento en el margen de Virxe Branca.

El proceso de licitación volvió a convocarse tras la paralización de la obra anterior y la entrada en el escenario de la actuación de la brigada de Vías e Obras con el fin de mejorar las condiciones de la calle y eliminar peligros. Precisamente la actuación de la brigada fue el argumento esgrimido por el gobierno local para contratar de nuevo la reurbanización, al cambiar la entidad del proyecto.

Votación
2 votos

El Concello cambia la empresa encargada de reurbanizar la calle Virxe Branca