Los programas de rehabilitación aportan dos millones a tres barrios

Vista Alegre, donde se instalarán seis nuevos ascensores, llevará la mitad

El área de Vista Alegre se llevará la mitad del presupuesto de la nueva convocatoria.
El área de Vista Alegre se llevará la mitad del presupuesto de la nueva convocatoria.
la voz

Las áreas de rehabilitación integral (ARI) de Vista Alegre, Pontepedriña y Casco Histórico dispondrán de 1,88 millones de euros para afrontar mejoras subvencionadas en los elementos comunes de sus edificios o incluso en sus viviendas, si el importe diese para eso después de atender la demanda para intervenciones colectivas. Es el presupuesto que las Administraciones central, autonómica y local han concertado para la convocatoria de ayudas de este año, que se distribuirán en tres ejercicios, y que la Xunta de Goberno aprobó hace unos días.

Los interesados deberán esperar, no obstante, a que la convocatoria se publique en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP), lo que se hará en unos días. A partir de entonces, los propietarios de las ARI del casco viejo y de Pontepedriña podrán formalizar sus solicitudes hasta el 31 de diciembre, mientras que los de Vista Alegre dispondrán solo de un mes. La diferencia está en que para este último barrio hay lista de espera y la demanda se completará enseguida, según la previsión que maneja el Ayuntamiento.

De hecho, la Administración local espera que se formalice la petición para la instalación de otros seis ascensores, con lo que se alcanzaría ya un tercio de los 31 bloques de ese ámbito, sumados los cinco que ya se han construido o que ya tienen la autorización pertinente. Y con esas expectativas se ha incrementado además el presupuesto destinado a este barrio, que casi duplica la asignación del pasado año, mientras que la de la ciudad histórica se redujo al no haberse agotado la partida del 2011. El ARI de Vista Alegre dispondrá de 960.000 euros, la mitad del importe total para esta convocatoria. Para Pontepedriña se han habilitado 340.000 y para el casco viejo, 580.000.

Estas ayudas son incompatibles con las del plan Renove de vivienda y con cualquier otra que se haya recibido en los últimos diez años, según la concejala de Urbanismo, María Pardo, quien cifra en 20.000 euros el presupuesto máximo protegido por vivienda en Vista Alegre, mientras que en Pontepedriña será de 13.000. En el casco histórico dependerá de la superficie y de la catalogación del inmueble.

Elementos comunes

Además de a la propia obra, la subvención puede destinarse a todos los gastos necesarios para la ejecución de esta, como licencias, salvo a los financieros. La propia convocatoria abre la posibilidad de suscribir un crédito con el 3 % de interés, y sin comisiones de apertura o cancelación, por la diferencia entre el presupuesto protegido y la subvención.

La prioridad de gasto en el presupuesto protegible es actuar sobre los elementos comunes que incidan en la mejora de la accesibilidad, de la seguridad del inmueble, estanqueidad contra la lluvia, la adecuación de instalaciones básicas colectivas o mismo el ornato del edificio. En el caso de que no se cubra toda la partida con esas mejoras se podrá solicitar también para actuaciones de acondicionamiento de las viviendas, según la Administración local.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Los programas de rehabilitación aportan dos millones a tres barrios