La autovía de Cacheiras estará abierta al tráfico a finales de año


La autovía de Cacheiras está cada vez más cerca. Oficialmente se abrirá al tráfico a finales de este mismo año o, como mucho, a comienzos del 2008. Cuestión de escasos meses, de acuerdo con las estimaciones de la Consellería de Política Territorial, que invierte en esta obra de poco más de seis kilómetros 71,1 millones de euros.

La empresa adjudicataria de las obras de construcción de la autovía AG-59 Santiago-A Ramallosa comenzó a colocar ayer mismo de madrugada las estructuras de conexión de esta nueva vía con la autopista AP-53 de Santiago a Lalín-Dozón, que canalizará los flujos de tráfico en dirección a la capital de Galicia.

Con la construcción de este enlace quedan resueltos los accesos de la autovía en dirección a Santiago ya que los vehículos realizarán su entrada en la ciudad a través de la autopista a Lalín-Dozón por un tramo de 2,1 kilómetros que será libre de peaje para todos los usuarios procedentes de la autovía de Cacheiras.

Libre de peaje

La ejecución de este enlace y la liberación de las tasas de peaje para los vehículos que se incorporen desde la autovía son fruto de un acuerdo entre la Consellería de Política Territorial, el Ministerio de Fomento y Acega, la empresa concesionaria de la autopista a Ourense.

La Consellería de Política Territorial asumirá el coste de mantenimiento y conservación de ese tramo de 2,1 kilómetros de la autopista a cambio del libre acceso de los usuarios de la autovía.

Política Territorial reitera que «dado o ritmo actual de execución das obras, mantense a previsión de que a autovía Santiago-A Ramallosa estea aberta ao tráfico entre finais deste ano e principios do 2008». Se trata de una infraestructura con características de autovía de 6,1 kilómetros de tronco principal y 4,2 kilómetros de ramales de enlace, que parte de la autopista de Santiago a Ourense, en el término municipal de Santiago, hasta A Ramallosa, donde conecta con la actual carretera comarcal AC-841, y en el Teo. Esta autovía se construyó como alternativa a la actual carretera a A Estrada, congestionada tras el desarrollo urbanístico y poblacional experimentado por el concello de Teo en los últimos años.

Las obras se iniciaron en febrero del 2005 con un tronco de dos calzadas de once metros y una mediana de dos metros y cuenta con tres enlaces: el de Cacheiras, Ramallosa y Os Tilos.

Las obras fueron adjudicadas en tres tramos de dos kilómetros cada uno por un coste total de 71,1 millones de euros, de acuerdo con los datos de la Consellería de Política Territorial, que también esta ejecutando la autovía de Brión-Noia, también en avanzado ritmo de ejecución de las obras.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

La autovía de Cacheiras estará abierta al tráfico a finales de año