Sergio, el joven cuidador de Vilaboa que se ofrece a hacer la compra a los mayores

«Juntos saldremos del bache», dice el joven


pontevedra / la voz

Sergio Guiance, un joven de 22 años del municipio pontevedrés de Vilaboa, es de esas personas que cree que si cada uno pone su granito de arena se acaba mejorando el mundo. Quizás por eso, decidió que no quiere pasarse la crisis del coronavirus sin hacer nada por los demás. En su caso, no se limitó a reenviar por WhatsApp mensajes de ánimo. Fue un poco más allá. El viernes, conforme se iban precipitando las cosas y se indicaba que solo se debería salir de casa para cosas de primera necesidad, empezó a acordarse de las personas más vulnerables, de los mayores. Y, tras ver en el Facebook que había quien se ofrecía a ayudar a los ancianos o a las personas con defensas bajas, él decidió hacer lo mismo. «Puse mensajes en varios grupos avisando de que si alguna persona mayor o alguien que esté en un grupo de riesgo necesita que le vaya a hacer la compra que me puede llamar. Ofrecí mi número de teléfono para que lo hagan, puesto que creo juntos saldremos del bache. Hay que ayudar», dice.

Ayer a media mañana, nadie le había llamado todavía. Pero él continuaba con su ofrecimiento en pie. Además, se mostraba contento de que en las redes sociales sus palabras hubiesen tenido una buena acogida. No en vano, eran numerosas las personas que elogiaban su comportamiento y le informaban de que había al menos otro pontevedrés, llamado Pablo, con esta iniciativa y con idénticas ganas de ayudar, así que quizás podrían unirse y actuar juntos. «Voy a tratar de contactar con él», decía Sergio.

«Lo hago como voluntario»

Sergio asegura que sabe de lo que habla en cuanto a las necesidades que pueden tener los mayores. No en vano, tras su paso por el instituto, se dedica a cuidar ancianos tanto a domicilio como en el hospital. Eso sí, aclara que su ofrecimiento de estos días para hacer la compra y que las personas de más edad no salgan de casa no es algo por lo que pretenda cobrar, sino «una cosa que hago como voluntario, lógicamente».

No tiene coche, pero está dispuesto a buscarse la vida y viajar desde Vilaboa a Pontevedra o a algunos otros puntos de los alrededores para ayudar «a personas que realmente lo necesiten». Él, un joven ligado al equipo de fútbol de su localidad como segundo entrenador, sonríe al otro lado de la línea telefónica cuando se le pregunta de dónde sale esa vena humanitaria: «Todo esto me recuerda a lo que pasó con mi abuela, que estuvo casi cuatro meses en el hospital y yo la cuidé muchas veces. Me quedaba con ella... y vi todo lo que nos necesitan nuestros mayores», dice.

Quizás le llamen o quizás no. Pero está claro que la frase que tiene en su perfil de WhatsApp se la toma como un reto: «El destino pone a muchas personas en tu vida pero solo las mejores permanecen para siempre». Pues eso.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Sergio, el joven cuidador de Vilaboa que se ofrece a hacer la compra a los mayores