Restaurantes y taperías llegan a triplicar el personal en verano

Ocurre tanto en negocios de hostelería de Pontevedra como del turístico Sanxenxo


pontevedra / la voz

El verano pasado hubo un bum turístico descomunal que cogió a muchos hosteleros bajos de personal. De hecho, el estío se estaba terminando y seguían abundando las ofertas de camarero o pinche de cocina. Era llamativa la frase que pronunciaba entonces en este periódico el portavoz de los hosteleros pontevedreses: «Ahora mismo hay tal falta de camareros que no se exige ni saber coger la bandeja», indicaba. Este verano, según cuentan desde algunos negocios, hubo quien actuó con previsión y le dio un buen estirón a la plantilla. ¿Acertó? En julio parecía que la cosa no iba tan bien como en 2017, sobre todo por el tiempo irregular. Pero ahora mismo casi todos los hosteleros hablan con una sola voz: «Hay muchísimos turistas». En ese contexto, bares y taperías están llegando a triplicar este verano su cifra de personal con respecto al invierno. Ocurre en Pontevedra y ocurre en Sanxenxo con los pocos establecimientos que funcionan a lo largo de todo el año -muchos solo abren ya en temporada-.

«En invierno con una o dos personas... o incluso ninguna algún día llegamos», señala el dueño de La Chiruca, una tapería pontevedresa. Ahora en verano, sin embargo, llegan a estar ocho personas a la vez. «Y no te creas que sobramos, hacemos falta todos», indica el propietario mientras, a media mañana, se apresura a preparar mesas. Una cifra muy similar de camareros y cocineros es la que tiene también el Bar La Estrella, ubicado en la plaza pontevedresa de idéntico nombre. Esta tapería también triplica la plantilla y desde ella señalan: «Estamos todos ocupados siempre, en verano no respiras ni un minuto».

Multiplicar la plantilla en verano en las Rías Baixas es algo que pasa en locales hosteleros de todo tipo. Lo sabe bien, por ejemplo, el chef Estrella Michelín Pepe Vieira. Dice que él, en su tapería de Pontevedra, Ultramar, tiene un equipo bastante amplio en invierno. Sin embargo, en verano aumenta personal: «Pasamos de ser unhas nove persoas a ser catorce ou quince no verán. Ten que ser así porque estás a tope e non das sacado o traballo adiante». Incluso en su restaurante Camiño da Serpe, en Raxó, donde cuenta con un equipo muy estable y cohesionado, también estira la plantilla durante la temporada estival. «Estando nun sitio turístico como Raxó hai moito máis movemento no verán, por moito que noutra época do ano teñas clientela. No caso do no restaurante máis ou menos aumentamos un 50 % o persoal».

Desde Sanxenxo, el responsable del restaurante Sabino señala lo siguiente: «Podemos pasar tranquilamente de cuatro personas en invierno a quince personas en verano. Además se trabajan más días, las contrataciones son por más horas... Va en consonancia con el trabajo que haces en verano», indica en pleno 15 de agosto. Luego, indica que este estío «va bien, pero un pelín menos que el anterior».

Quizás por preguntarles en estos días de ajetreo descomunal, tres camareros de Pontevedra consultados indicaban: «Sobran trabajos ahora, es cierto, pero todos son realmente agotadores».

Los empresarios sanxenxinos siguen buscando camareros y ayudantes de cocina

Agosto acaba de pasar su ecuador pero, sin embargo, la hostelería continúa buscando personal. Los empresarios reconocen que la cosa no está fácil, sobre todo si se trata de personal cualificado. Basta con echar un vistazo a algunos portales de ofertas de empleo, como por ejemplo el del Concello de Sanxenxo, para comprobar que a estas alturas todavía se están colgando un buen número de anuncios para tratar de encontrar camareros o ayudantes de cocina. Eso sí, en casi todos los casos se especifica que es únicamente para agosto o, como mucho, septiembre.

En Sanxenxo también hay actualmente algunas ofertas de trabajo relacionadas con la limpieza o el cuidado de niños y personas mayores. Nuevamente, en la descripción de los puestos de trabajo ya queda claro que se trata de personas que están de verano y que requieren esos servicios. Obviamente, son todo puestos con fecha de caducidad que irán extinguiéndose conforme termine la temporada de playa.

Las cifras de empleo

Los estirones que dan las plantillas en los negocios hosteleros van en consonancia con el descenso típico del desempleo en verano. Solo hay que mirar las últimas cifras facilitadas por la Consellería de Traballo, correspondientes a principios del mes de julio. Descendió el desempleo en todos los concellos de la comarca. En Pontevedra bajó en 316 personas. Mientras que en Sanxenxo descendió en 162 ciudadanos. Posiblemente, los datos de agosto todavía sean más elocuentes. El problema es que en septiembre u octubre todo cambia.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Restaurantes y taperías llegan a triplicar el personal en verano