Alumnos de Sanxenxo pedalean por la paz

Con la ayuda de una bicicleta estática y una pantalla donde se proyecta un reto, los estudiantes potencian la convivencia

Los alumnos se turnan en la bici en el plan para pacificar países.
Los alumnos se turnan en la bici en el plan para pacificar países.
la voz

Con la ayuda de una bicicleta estática y una pantalla donde se proyecta un reto, los más de 300 alumnos del instituto de Sanxenxo realizan esta semana una iniciativa destinada a potenciar la convivencia, en el marco de las celebraciones del Día Mundial de la Paz. Bajo el lema «Pedaladas pola Paz», los escolares acuden en grupos de 15 a la biblioteca y allí sus profesores les exponen los trece conflictos bélicos más destacados del mundo actual.

Severino Amador, coordinador de esta iniciativa y jefe del departamento de Dinamización da Lingua, indica que los escolares se suben a la bici una media de varios minutos como si se tratase de una carrera hacia la pacificación de esas zonas en guerra. Es un juego que cumple una función didáctica. Cada guerra tiene marcada un tiempo de pedalada concreto, proporcional al número de víctimas y a la duración de cada conflicto. En cuarenta minutos y en base a su trabajo en la bici -no se consigue nada sin esfuerzo, otro mensaje importante a transmitir-, los alumnos del instituto asumen el objetivo que muchas veces esquiva a la ONU y logran frenar una guerra.

La bicicleta está unida a un sensor con un circuito integrado, que va directamente al ordenador desde donde se proyecta en la pantalla del aula la evolución de las negociaciones de paz hasta el fin de las hostilidades. Cuando solucionan un problema, un nuevo turno les ofrece la posibilidad de pacificar otro país. De esta forma, los escolares aprenden también sobre política, geografía y el diálogo como fórmula más adecuada para solucionar problemas.

Juan, de doce años y alumno de primer curso de la ESO, es uno de los escolares que ayer pedaleó su parte subido a la bici. A él le tocó contribuir a la paz en Afganistán, «un país que está en guerra hai moitos anos». Le gusta la iniciativa porque «combina o exercicio coa solución de conflitos». A su lado Carla Besada, del mismo curso y edad, le tocó hacerlo por Pakistán. «Me gustó mucho porque es muy bonito salvar países de una guerra, aunque sea en una bici», concluyó.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Alumnos de Sanxenxo pedalean por la paz