Locura e indignación al agotarse en minutos las entradas para el partido de la selección española en Pontevedra

María Hermida / Nieves D. Amil PONTEVEDRA / LA VOZ

PONTEVEDRA CIUDAD

La selección española en Salerno en una imagen de archivo
La selección española en Salerno en una imagen de archivo Antonello Nusca | EFE

La Federación distribuyó unos 6.000 billetes de los 8.000 a que se reduce el aforo entre clubes gallegos de fútbol femenino

24 nov 2023 . Actualizado a las 10:43 h.

12.00 horas de este jueves, 23 de noviembre. Esa era la hora y la fecha clave para quienes aspiraban a ir a ver a la Selección Española Absoluta Femenina en el partido de la UEFA Women's Nations League que disputará frente a Italia en Pontevedra, en el estadio de Pasarón el día 1 de diciembre a partir de las 21.30 horas. Pero lo que era una cita ilusionante se ha convertido en una auténtica locura y fuente de indignación. ¿Por qué? Minutos después de que se abriese la venta se habían agotado los billetes. Así que quienes querían adquirirlos comenzaron a patalear en las redes sociales. El enfado se hizo notorio rápidamente entre peñas y colectivos ligados al fútbol que esperan con ansia el partido en el jugará la selección de la pontevedresa Teresa Abelleira. «12.01 minutos e todo Pasarón cheo para o partido da selección, isto cheira raro xa dende o minuto un», señalaba el colectivo Bonito Granate. 

Las redes se fueron llenando de comentarios de ciudadanos indignados que indicaban que estuvieron atentos a la hora y que, pese a intentar comprar entradas desde el minuto cero, enseguida vieron que el aforo estaba completo. Unos y otros se preguntan cuántas entradas se pusieron a la venta y cómo es posible que estuviesen disponibles apenas unos minutos. 

El aforo con el que cuenta Pasarón. Hay 2.693 entradas en tribuna, 3.259 en preferencia, 2.243 en el fondo norte y 2.361 en el fondo sur.  A mayores, hay que sumar otras 200 del palco. Eso da un montante de 10.756. La pregunta del millón es qué número se puso a la venta, porque parece improbable que semejante cifra se agotase así de rápido. 

La explicación que dan desde la Federación es que el aforo se reduce a unas 8.000 localidades debido a la eliminación de las primeras filas, porque tienen visibilidad reducida, y de buena parte de las entradas en los fondos, allí donde no hay butaca. La razón es que para un partido de estas características todas las entradas tienen que ser numeradas.

La Federación Gallega hizo un ofrecimiento a los clubes de fútbol femenino.Estos hicieron las peticiones oportunas (podían pedir varios paquetes, llegando a un total de sesenta entradas por entidad) y la cifra total asciende a 6.000 entradas. «Todo un éxito», subrayan desde el ente federativo.

Quedan 2.000,que se reparten entre los patrocinadores de la selección femenina de fútbol y el público en general. Lo que no se llega a aclarar desde la RFEF es cuantas se entregan a los patrocinadores.

Para la Real Federación Española de Fútbol no existe tal indignación. O, al menos, eso demuestran en sus redes sociales, donde  se congratulan de la buena acogida que tuvo el partido. Desde el portal en la red social X (antiguo Twitter) de la selección femenina de fútbol se colgaba una foto en la que se indicaba que todas las entradas estaban agotadas y se enfatizaba: «Sois muy grandes, Pontevedra».Se añadía también lo siguiente: «¡No habéis tardado ni una hora en haceros con todas las entradas disponibles para el partido contra Italia en Pasarón!». Aunque la realidad no es que se tardase una hora, es que a pocos minutos de dar comienzo la venta ya no se podían comprar entradas.