Una cocinera de Forcarei arrasa con su restaurante peruano en Pontevedra

Nieves D. Amil
NIeves D. Amil PONTEVEDRA / LA VOZ

PONTEVEDRA CIUDAD

Carmen Canabal, del Causa Street Food, preparando el ceviche durante un showcooking este miércoles en Pontevedra
Carmen Canabal, del Causa Street Food, preparando el ceviche durante un showcooking este miércoles en Pontevedra CAPOTILLO

Carmen Canabal se fue un año a Perú para empaparse de toda la cocina del país sudamericano. Hoy su Causa Street Food es un éxito

04 nov 2021 . Actualizado a las 16:56 h.

Carmen Canabal nació en Forcarei. Allí creció y estudió hasta que un día quiso ser cocinera. Pero no de pulpo a la gallega ni cocido, ella quería tener un restaurante peruano. «Me gustaba todo de allí, su cocina da mucho juego para mezclar con los productos de aquí», reconoce la cocinera mientras prepara un ceviche tras los Encontros Mestizos de Mestizaxes, el programa de la concejalía de Promoción Económica de Pontevedra. Así que una vez que tuvo claro que su restaurante sería peruano, no le quedó otra opción que aprender. Cogió una mochila. se subió a un avión y cruzó el Atlántico con destino a Lima y Cuzco.

Desde la capital sudamericana recorrió todo el país para trabajar de lo que ya era, una buena cocinera. «Estuve un año, aprendí todo lo que pude», reconoce Canabal, que advierte de que «es una cocina muy variada y tiene cosas bastante parecidas a la de aquí, allí hay una mezcla muy grande, hay influencia de España, China, África o Japón, es una combinación asombrosa».

Meter la cocina peruana en Pontevedra era todo un reto para ella, poco a poco va ayudando y animando a la gente a vivir esa experiencia. Y lo consigue. Ya hay pocos que no conozcan el Causa Street Food, que abrió en el entorno del Mercado de abastos y se ha convertido en un referente de la cocina internacional en la ciudad. Su pasión por Perú supo transmitirla a sus clientes, aunque aún no se ha atrevido con todo. «Al final, las partes menos nobles, el corazón, los hígados, esa casquería va a costar un montón y en Perú se usa mucho», explica Carmen Canabal, que igual que hay platos que difícilmente tendrán cabida, descubrió algunos que con solo probarlos sabía que tenían que estar en su carta. «El anticucho, que es corazón de ternera. Cuando lo probé allí, vi que es impresionante. Perú cubre todo el abanico porque tiene clima de montaña, desértico y de mar», apunta la cocinera del Causa Street Food.