Pacientes asmáticos no controlados tendrán seguimiento domiciliario en Pontevedra

Cristina Barral Diéguez
cristina barral PONTEVEDRA / LA VOZ

PONTEVEDRA CIUDAD

Los neumólogos del Chop Abel Pallarés y Adolfo Baloira, en el hospital Montecelo, en Pontevedra
Los neumólogos del Chop Abel Pallarés y Adolfo Baloira, en el hospital Montecelo, en Pontevedra Ramón Leiro

Neumólogos del Chop y la empresa Esteve Teijin ultiman un plan pionero

11 abr 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Acercar la medicina al hogar. Con esa máxima, médicos del servicio de neumología del Complexo Hospitalario Universitario de Pontevedra (Chop) y la empresa Esteve Teijin pondrán en marcha un proyecto para el seguimiento en domicilio de pacientes asmáticos no controlados. Son aquellos enfermos considerados «frágiles» que tienen que acudir a urgencias con cierta frecuencia. En estos momentos se está llevando a cabo la selección de las personas que van a participar en el plan, que serán entre 150 y 200 del área sanitaria, con la intención de empezar en mayo.

«Los pacientes que seleccionamos y a los que se va a invitar a participar han tenido en los últimas tres años que ir a urgencias por asma mal controlado o crisis. Varios estudios calculan que más del 45 % de los pacientes asmáticos tienen un mal control de su enfermedad, aunque no lo perciben hasta que se les hace un cuestionario específico», explica el doctor Adolfo Baloira, que será quien lleve el proyecto junto a su compañero el neumólogo Abel Pallarés.

Se estima que el 7 % de la población adulta tiene asma, un porcentaje que puede llegar hasta el 15 % en el caso de niños y jóvenes de 6 a 18 años. El asma es, de hecho, una enfermedad muy frecuente en la adolescencia cuando los inhaladores no suelen gustar mucho y no se usan. A ese aspecto se suma que es la época de la vida en la que se sitúa el inicio en el hábito del tabaco, apuntan los médicos.

Los pacientes participantes en el proyecto tendrán entre 18 y 75 años. La razón es que los que tienen menos de 18 años se ven en pediatría y que en general por encima de los 75 años el asma pura es más difícil que exista y suele mezclarse con otras enfermedades. Adolfo Baloira comenta cómo será el funcionamiento de un proyecto que califica de «bastante ambicioso» y «novedoso» y que se podrá llevar a cabo por la implicación de la empresa Esteve Teijin, que fue la que ganó el concurso de la consellería de terapias domiciliarias (oxígeno, ventiladores, tratamiento del sueño, entre otros).

Lo que se hará en el área de salud no es una terapia domiciliaria, sino un seguimiento domiciliario a los pacientes con asma. Una vez seleccionados, se contactará con ellos para explicarles el sistema y que den su consentimiento. Después se irá al domicilio del enfermo para facilitarle todo. «Será una especie de checklist. Se le harán unas preguntas a través de un cuestionario para calificar sus síntomas con una escala para que puntúen, se realizará también una espirometría y un marcador del óxido nítrico. Todos esos resultados se meterán en una base informatizada que controlaremos el doctor Pallarés y yo para que no haya fuga de datos y que también estará en el Ianus -historia clínica del Sergas-. En función de esos datos decidiremos si debemos contactar nosotros con el paciente o no», señala Baloira.

¿Qué va a permitir este proyecto? Detectar a pacientes que están mal controlados, muchas veces porque no tienen adherencia al tratamiento. Eso sucede porque se empiezan a encontrar bien y lo dejan. Es entonces cuando empeoran y acuden a urgencias. «El asma es como la diabetes, una vez que se tiene no desaparece nunca. Uno puede tener la falsa impresión de que se ha curado porque los tratamientos son muy eficaces. Pero siguen muriendo personas por asma, unas 1.000-1.500 al año en España, muchas de ellas prevenibles», remacha el neumólogo. También podrán hacerse en casa pruebas que antes se realizaban en el hospital y evitar ingresos. El protocolo durará un año.

Los pacientes participantes podrán contactar con la empresa a través de un teléfono para comentar cualquier incidencia. Esteve Teijin abrirá en breve un centro en Pontevedra al que también podrán acercarse.

Una dolencia que afecta a los pulmones de niños y adultos

  

Para combatir el asma existen desde hace unos años unos tratamientos «excelentes». El neumólogo Adolfo Baloira alude, por ejemplo, a unos tratamientos biológicos para un 5 % del asma que va mal y que permiten controlar a la mayor parte de los pacientes con una inyección cada 4-8 semanas y que hagan una vida prácticamente normal. Lo que es fundamental en esta enfermedad es evitar que la inflamación por el asma se convierta en crónica porque si eso ocurre ya no se puede tratar o recuperar. Estos son algunos aspectos que hay que saber sobre esta dolencia.

La enfermedad

Qué es. Es una enfermedad crónica que provoca que las vías respiratorias de los pulmones se hinchen y se estrechen. Esto hace que se presente dificultad para respirar como sibilancias, falta de aliento, opresión en el pecho y tos.

causas

Inflamación. El asma es causada por la inflamación de las vías respiratorias. Cuando se presenta un ataque de asma, el recubrimiento de las vías respiratorias se inflama y los músculos que las rodean se tensionan. Esto reduce la cantidad de aire que puede pasar. Los síntomas del asma pueden ser provocados por la inhalación de sustancias llamadas alérgenos o desencadenantes, o por otras causas. Los ácaros del polvo, el pelaje de las mascotas, ciertos fármacos, la actividad física, químicos en el aire o en los alimentos, el polen, el humo del tabaco o cambios en el clima son algunos de esos desencadenantes.

tratamiento

Dos clases de medicamentos. Existen dos clases de medicamentos para el tratamiento del asma: los de control para ayudar a prevenir ataques, y los de alivio rápido o rescate para su uso durante los ataques. Entre los segundos están los broncodilatadores de acción corta (inhaladores) y los corticosteroides orales para un ataque de asma grave, que ya requeriría un chequeo médico.