Pontevedra permite aplazar hasta septiembre los recibos del agua y la basura

Serxio Barral Álvarez
Serxio Barral PONTEVEDRA LA VOZ

PONTEVEDRA CIUDAD

Anabel Gulías, portavoz del gobierno local de Pontevedra
Anabel Gulías, portavoz del gobierno local de Pontevedra S.B.

El período de pago voluntario del impuesto de vehículos se ampliará dos meses, hasta el 7 de agosto

09 mar 2021 . Actualizado a las 13:05 h.

El Concello de Pontevedra da un paso más en su plan de reactivación económica, el plan Supera, activando medidas fiscales para aplazar el pago de tasas e impuesto municipales. La portavoz del gobierno local, Anabel Gulías (BNG), dio cuenta de los aspectos referidos a la tasa de basuras, agua y saneamiento, por un lado, y al impuesto de vehículos, por otro.

Gulías explicó que «o adiamento fiscal ten dous características. É global, é dicir que é tanto para negocios como para particulares. E é unha medida de carácter postestivo, para quen o solicite».

En el caso de la tasa de basura, agua y saneamiento, la medida permite posponer los pagos de este año hasta el 10 de septiembre. El calendario fiscal municipal prevé pasar al cobro el próximo día día el recibo correspondiente al primer bimestre, y los días 15 de mayo y de 15 julio los del segundo y tercer bimestre. Cualquier persona que lo solicite podrá aplazar cualquiera de estos recibos simplemente llamando a la compañía concesionaria del servicio de  agua y alcantarillado, Viaqua, sin tener que dar mayores explicaciones. «A idea é que cada quen poida decidir cado lleven mellor pagar os recibos», señaló Gulías 

Eso sí, en principio, el 10 de septiembre los contribuyentes, sean negocios o particulares, tendrán que ponerse al día en los pagos y abonar los recibos aplazados.

En cuanto al impuesto de vehículos (la popular viñeta), se pasará el cobro el 6 de mayo. Normalmente el período de pago voluntario dura un mes, pero en esta ocasión se ampliará dos meses más. Es decir, que se podrá pagar hasta el 7 de agosto.

Hay un tercer recibo sobre el que el Concello de Pontevedra prevé tomar decisiones: la tasa de veladores. En este caso, se esperará al menos hasta después del verano para analizar la evolución de las medidas sanitarias, ya que la idea es «compensar» a los locales de hostelería por el tiempo en que no hayan podido instalar terrazas o hayan tenido restricciones, como sucede en la actualidad ya que solo se permite atender en el 50 % de las meses. 

En el caso de los veladores, el Concello ya bonificó en el 2020 con un descuento del 31,5 % del importe anual, que fue la estimación realizada por los servicios técnicos del tiempo que los locales tuvieron que cerrar por decisión de la Administración. Este año, se analizará la situación después del verano. Será entonces cuando se pasen los recibos al cobro, en lugar de hacerlo en el mes de julio, que es la fecha que marca el calendario fiscal municipal.