El Concello de Pontevedra recupera el teletrabajo y los grupos burbuja

El plan que ya se puso en marcha en marzo se ve mejorado por los cambios físicos que se llevaron a cabo en las oficinas

El Concello de Pontevedra estrenó este verano las nuevas oficinas en la Rúa dos Ferreiros, adaptadas a los protocolos anticovid
El Concello de Pontevedra estrenó este verano las nuevas oficinas en la Rúa dos Ferreiros, adaptadas a los protocolos anticovid

Pontevedra La Voz

El Concello de Pontevedra vuelve a plantear el teletrabajo y la creación de grupos burbuja como opción para la mayoría de su plantilla. Los preocupantes datos de la tercera ola de covid han hecho que los servicios municipales vuelvan a dividirse entre esenciales y no esenciales, como ya sucediera en marzo del año pasado, y entre estos segundos al menos el 50 % de los trabajadores desempeñarán sus funciones desde casa.

La portavoz del gobierno local, Anabel Gulías (BNG), dio cuenta este lunes de una reunión mantenida por las concejalas de Persoal y de Seguridade (Carme Fouces y Eva Vilaverde, respectivamente), con los directores generales y jefes de servicio. «Volvemos á primeira instrucción, a que foi ditada no primeiro decreto do estado de alarma», apuntó Gulías.

Los trabajadores que sigan desempeñando su trabajo en las dependencias municipales (el 50 % de los no esenciales y todos los de servicios que sí lo son) lo harán en grupos burbuja, sin contacto ente uno y otros y guardando «estritos protocolos anticovid».

En cuanto a Policía y Bomberos, se adoptan medidas para que no haya ningún tipo de contacto entre los integrantes de los diferentes turnos de trabajo.

Gulías destacó que existe una gran diferencia entre el mes de marzo del 2020 y la actualidad, ya que en este tiempo se han llevado a cabo mejoras físicas y de organización en el Concello. Así, los servicios que más atención al público generan, Registro y Padrón, trabajan en una planta baja del edificio municipal que ha sido completamente reformada para adaptar las dependencias a los protocolos de seguridad. Asimismo, se puso en funcionamiento la nueva sede municipal en Ferreiros, y se habilitó una nueva sala de usos múltiples en el Teatro Principal, entre otras medidas.

Además, se implementó un servicio de cita previa que ya es obligatorio para cualquier trámite presencial, y está en marcha la mejora de la atención telefónica. «O obxectivo garantir a atención presencial, pero que acudir ao Concello sexa o último recurso para os cidadáns, e que quenes teñan que facelo dispoñan de todas as garantñias sanitarias», insistió la portavoz del gobierno.

Gulías destacó que fruto de los protocolos que se vienen aplicando desde marzo, únicamente se registraron seis casos positivos de covid en toda la plantilla municipal desde el inicio de la pandemia.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El Concello de Pontevedra recupera el teletrabajo y los grupos burbuja