Borja Martínez, tras superar el covid: «Estoy cogiendo el ritmo porque ganar al Ferrol abriría una brecha»

Nieves D. Amil
nieves d. amil PONTEVEDRA / LA VOZ

PONTEVEDRA CIUDAD

CAPOTILLO

El jugador del Pontevedra CF volvió a entrenar el sábado tras once días en aislamiento

14 ene 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Borja Martínez regresó el pasado sábado a los entrenamientos después de once días aislado por covid. Lo contrajo durante sus vacaciones y al reincorporarse a la disciplina granate dio positivo en las PCR de control que hizo el equipo. «Estuve bien, ha sido bastante rápido y aunque se lleva regular en un piso, me apañé bien», explica el mediocentro del Pontevedra, que bromea: «Después de dos meses confinados, diez días ya nos parece poco».

Es el primer caso positivo dentro de la plantilla granate. «Nosotros estamos siempre con mascarilla e intentamos guardar la distancia de seguridad. No es casualidad que llevemos tanto tiempo sin contagios, eso significa que estamos haciendo bien las cosas», advierte.

El jugador albaceteño se perdió el partido de Copa contra el Cádiz y podría haber jugado el encuentro con el Guijuelo, si finalmente se hubiese disputado ayer como había solicitado el Pontevedra. Ante el silencio de la Federación Española sobre la fecha del partido, el equipo ya piensa en el Racing de Ferrol. Y también piensa en este cruce Borja Martínez que se aferra en coger el ritmo de competición ante un encuentro vital. «Esto es más que un partido, una victoria nos puede abrir una brecha importante con ellos, es una gran oportunidad», explica Martínez. El Pontevedra está en quinta posición, con 13 puntos, mientras el conjunto ferrolano está un puesto por debajo, con 12. Una victoria de los de Jesús Ramos los despegaría de su inmediato perseguidor y los metería en segundo lugar, siempre que Dépor, Zamora y Celta B pinchasen en sus cruces. Y todo, teniendo en cuenta que los granates tienen un partido menos. «Estamos mentalizados de la importancia del partido de esta semana, en una liga tan corta, esta semana es como la recta final de la competición de otros años», señala Borja Martínez. El mediocentro se pone a punto después de una semana de descanso y once días de aislamiento. «He podido tener una semana completa de entrenamiento y me encuentro bien», comenta.