¿Por qué cerró todo un colegio en Pontevedra?

María Hermida
maría hermida PONTEVEDRA / LA VOZ

PONTEVEDRA CIUDAD

Puertas cerradas en el colegio Calasancio de Pontevedra
Puertas cerradas en el colegio Calasancio de Pontevedra Ramón Leiro

La consigna de Educación es clara: no se pretende cerrar centros enteros, pero en el Calasanz pontevedrés dieron positivo quienes recibían a los alumnos

15 sep 2020 . Actualizado a las 07:30 h.

La consigna de Educación es clara y así la repetían una y otra vez los profesores en las reuniones con los padres: no se pretende cerrar colegios enteros, sino grupos pequeños conforme aparezca algún positivo por coronavirus. Sin embargo, tras solo dos jornadas lectivas, en Pontevedra el colegio concertado Calasancio, en el que estudian 650 alumnos de todos los niveles educativos, se cerró. Hasta nuevo aviso, no habrá clases presenciales tras confirmarse que ocho personas de la plantilla -tanto docentes como personal administrativo y de servicios- dieron positivo en covid-19. ¿Por qué cerró todo el centro? Para entenderlo, a falta de conocer la versión oficial de Educación sobre esa decisión, hay que ir a la cronología de lo sucedido.

El 8 de septiembre se le hicieron las pruebas serológicas a todo el personal docente del Calasancio, en el que hay 40 profesores. Todos dieron negativo. Sin embargo, al día siguiente, víspera del inicio del curso, una profesora, miembro del equipo directivo, comenzó a sentirse mal. Le dolía la cabeza y tenía una gran fatiga, lo que atribuyó al cansancio acumulado. Se marchó a casa y sus compañeros siguieron preparando la apertura del curso. El día 10, esa maestra ya no acudió. Sus compañeros de la dirección, con los que había estado trabajando, sí lo hicieron y recibieron a los pequeños a las puertas del colegio. Por la noche, se supo que ella había dado positivo, y todo el equipo directivo tuvo que ponerse en cuarentena. Se quedaron en casa, luego se les hicieron pruebas y todos dieron negativo. Podría haber parado ahí la cosa. Pero no.

Dado que todo el equipo directivo estaba ausente -en total seis personas: una contagiada y cinco en aislamiento preventivo-, el resto del personal echó una mano para recibir a los pequeños el viernes, día 11. Entre ellos, conserjes, administrativos y profesores. Es decir, personas que habitualmente no hacen esas labores sí las realizaron para sustituir a las que permanecían en cuarentena. A lo largo del fin de semana se supo que varios de esos profesionales que de una u otra manera echaron una mano, tanto haciendo sustituciones en aulas como recibiendo a los pequeños, dieron positivo. De ahí que se decretase el cierre total del colegio.

¿Qué dicen los padres? Piden que se les explique qué deben hacer. Ayer, una madre contaba que aisló a sus hijos para que no entren en contacto con los abuelos. Otra reconoció que había salido a la calle con normalidad. El colegio, que anunció que hoy comienzan las clases a distancia, tampoco sabía ayer si el Sergas hará PCR a los niños.

Desinfección del colegio Manuela Rial Mouzo de Cee

Cierran un aula de primaria de un colegio de Carballo y dos de Cee por casos de covid

C. D

Una clase de tercero de primaria del colegio Nétoma de Razo de Carballo ha sido clausurada después de que el sábado se confirmase el positivo en covid-19 de uno de sus alumnos. La directora del centro, Marta Rodríguez, explica que han seguido todas las indicaciones de Sanidade y que los compañeros del afectado están en cuarentena en sus domicilios. Desde el complejo aclaran que los niños contarán con asistencia de los docentes para continuar la enseñanza desde sus hogares. La clase ha sido desinfectada el domingo, al igual que las zonas comunes del complejo educativo. 

Seguir leyendo