Alquilar una autocaravana: misión imposible casi hasta final del verano

Algunas de las empresas de Pontevedra tienen días libres en julio, pero la mayoría están completas hasta la segunda quincena de septiembre


Alquilar una autocaravana es casi una misión imposible para este verano, pero aún hay opciones. Se han convertido en una alternativa a las aglomeraciones y casi en un objeto de deseo para los que quieren disfrutar de unos días de relax después de semanas de confinamiento. Hace un mes, las empresas de Pontevedra tenían disponibilidad para todo el verano, pero a medida que avanzan las semanas esta posibilidad se ha ido reduciendo considerablemente. «La camper la tenemos libre a partir del 27 de agosto, pero en autocaravanas tiene que ser después del 13 de septiembre», explica José Manuel Rúa, de Boa Vila Caravaning, que reconoce que detrás de este aumento de la demanda está que la gente ha ganado algo de confianza. «Tenían la intención, pero no la seguridad y en cuanto puede, organiza una escapada», señala Rúa, que montó el negocio junto a su pareja, Eugenia Blanco. En Van Van Go Pontevedra todavía tienen «disponibilidad parcial» para algunos días de julio, pero nada para los 20 primeros días de agosto y a partir de esa fecha empiezan a relajarse otra vez las reservas y ya hay más oferta. En temporada alta el tiempo mínimo de alquiler es de una semana, mientras en temporada media es de cinco días y en la baja se reduce a tres. Andrés Durán es el responsable de Van Van Go en Pontevedra y asegura que aún hay alguna opción alquilar una de sus tres caravanas en este verano post covid.

En este año en el que extremar la seguridad no es una opción sino que es una obligación, Rúa reconoce que siguen un protocolo muy estricto con cada cliente. Cuando entregan la caravana la desinfectan y explican lo que se puede hacer y lo que no para evitar que el colectivo salga perjudicado. Es casi lo más complicado. «Las ganas de alquilar una caravana siempre están, pero este año la gente ha esperado un poco más por la incertidumbre», comenta Rúa.

Usuarios y empresarios coinciden en la libertad que da esta forma de viajar. Es una opción económica para moverte por el mundo. Por 140 euros al día se puede reservar una autocaravana para una familia de cuatro o cinco personas en Galicia. Y recomiendan que aunque se haga un plan de viaje se queden libres dos o tres días para disfrutar de esos rincones que no aparecen en las guías turísticas de Galicia, principal destino de quienes este verano buscan unas vacaciones de proximidad.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Alquilar una autocaravana: misión imposible casi hasta final del verano