La coordinación profesional, clave para tratar el daño cerebral

Quirónsalud celebró una jornada con pacientes y familias


pontevedra / la voz

El Instituto de Neuro-rehabilitación Quirónsalud Pontevedra celebró este viernes el Día del Daño Cerebral Adquirido -que se conmemora hoy- con una jornada que reunió a pacientes, familias y trabajadores. Un año más, el centro privado quiso dar voz a tres familias que decidieron compartir su dura experiencia en la unidad de daño cerebral. La trabajadora social Nataly Iglesias fue la encargada de la presentación. Antes destacó que «la acogida, el seguimiento y el apoyo terapéutico garantizan una mejor adaptación a la nueva situación que les ha tocado vivir». Teresa Pulido, cuyo marido sufrió un síncope, explicó que la situación fue complicada para el equipo médico y la familia. Apuntó que «la ayuda del centro y la terapia conjunta es la base del resultado extraordinario».

Mónica Piñeiro, hermana de un accidentado de tráfico, aludió a que es muy importante la colaboración entre terapeutas y familia, «además de que el paciente sea colaborador». La hija de Sonia Vázquez sufrió un ictus a los 18 años. Señaló que a pesar de las dificultades «hay que respirar hondo y contar siempre con la ayuda de los sanitarios».

Las familias coincidieron en destacar la coordinación de profesionales de la unidad como garantía para la recuperación del lesionado. ¿Cómo funciona esa unidad de daño cerebral? Las familias son acogidas con el protocolo-acogida del paciente, donde la información clínica se completa con una historia social del enfermo y su contexto familiar. A la tercera semana de tratamiento familia y equipo terapéutico se reúnen para fijar objetivos, que se actualizan semanalmente.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

La coordinación profesional, clave para tratar el daño cerebral