Guarda tapones, pero entrégalos bien

Por una bolsa de tapas se recaudan solo 27 céntimos, así que si no se juntan cantidades grandes no compensa recogerlos. Explicamos cómo y dónde donar en Pontevedra


pontevedra / la voz

Hace años que los gallegos en general y los pontevedreses en particular descubrieron que haciendo algo tan fácil como guardar los tapones de plástico se podía ayudar mucho a los demás. Gracias al dinero que distintas entidades sacaron y sacan con la recogida de tapones se lograron grandes cosas, como ayudar a niños con necesidades especiales a pagar tratamientos, terapias o aparatos ortopédicos. Se sigue haciendo, por supuesto que sí. Pero las entidades que se encargan de recoger los plásticos avisan de que, para hacer bien la guerra del tapón, para que realmente se saque dinero de guardar las tapas, es necesario cumplir algunos requisitos. A continuación algunos de ellos.

Ante todo, paciencia. Para empezar, las entidades que recogen tapones, como la Fundación Amigos de Galicia, piden paciencia. Sí, paciencia. ¿Por qué? Explican que por una bolsa llena de tapones se recaudan únicamente 27 céntimos. Por tanto, hay que acumular una cantidad considerable para que un transporte pase a recogerlos. De ahí que pidan a las tiendas, oficinas, colegios o entidades que tengan paciencia y solo se brinden a ser punto de recogida si realmente cuentan con un espacio relativamente grande para acumular los plásticos. Esa misma paciencia hay que aplicarla en los propios hogares. Es decir, mejor acumular una cantidad grande de tapones y entregarla luego que ir llevando poco a poco.

¿Qué tapones y cuáles no valen? Otro de los requisitos que debe cumplirse es el de no entregar los tapones junto con otros objetos que, aunque aparenten tapones de plástico, no son susceptibles de ser reciclados de la misma manera -por ejemplo, las tapitas de los cafés para llevar-. Y es que, aunque las entidades que los recogen hacen labores de selección, es todo mucho más fácil si no se encuentran con plásticos indebidos. La Fundación Amigos de Galicia, en su página web, tiene un documento donde se detallan todos los tapones que se pueden depositar en los puntos. Ahí se descubre que en realidad sirven un amplísimo abanico de plásticos, como por ejemplo las tapas de los paquetes de toallitas de bebé, las de los táperes o las boquillas de los productos pulverizadores, por citar solo tres ejemplos.

Complejidad para acceder a algunos puntos de recogida.

El tercer requisito tiene mucho que ver con la ciudad de Pontevedra. Desde algunas entidades que recogen tapones indican que, aunque hay puntos donde dejar las tapas en el centro, es mucho más fácil recogerlas en aquellos sitios que no son zona peatonal, ya que así se pueden acceder más fácil con el transporte. Desde Amigos de Galicia indicaban que suelen venir con un camión a Pontevedra cuando tienen que llevarse los tapones, y que hay puntos a los que es más fácil que a otros llegar.

Amigos de Galicia, con la Casa Azul como principal referente. Pero contemos en detalle quién y dónde se recogen tapones en Pontevedra. Está, por una parte, la Fundación Amigos de Galicia, que recoge tapones para hacer campañas en la que va ayudando a niños con necesidades especiales. Algunas veces no se centra en un solo pequeño, como cuando ayudó a Amencer para comprar unos trajes de superhéroes (en realidad, unos trajes para practicar una fisioterapia pionera en Galicia) que ahora usan muchos niños en las instalaciones de la citada entidad. Amigos de Galicia tiene ahora en marcha una nueva campaña para ayudar a una niña ourensana llamada Alexia, un bebé de 25 meses con parálisis cerebral a la que se le van a costear unas sesiones de equinoterapia. En el caso de Amigos de Galicia, en su web y su Facebook tienen una larga lista de puntos de recogida en la ciudad del Lérez. La actualizan a cada paso y, por tanto, los que ahí aparecen todos los que están activos. Aún así, la entidad dice que los más fáciles para que ellos puedan acceder son tres. La Casa Azul (donde preferentemente se pueden dejar los tapones por la mañana), el gimnasio Budo y las oficinas de MRW, estas últimas ubicadas en el polígono industrial de O Vao.

Taporelmun, también con puntos de recogida en la ciudad. En Pontevedra también recoge tapones Taporelmun, un banco formado por voluntarios que nació en la zona viguesa. Ayudan a niños con necesidades especiales y da a conocer sus campañas a través de su Facebook. En Pontevedra, tiene distintos puntos de recogida pero el más representativo es el ubicado en el centro Leste, ubicado enfrente del colegio Sagrado Corazón, en el barrio de A Parda.

Tapones para los peludos. En la ciudad del Lérez hay otra posibilidad más para donar tapones. Los recoge la protectora de animales Os Palleiros. En este caso, y para evitar costes en el transporte, se pide el esfuerzo de llevar las tapas hasta el propio refugio, ubicado en Campañó.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

Guarda tapones, pero entrégalos bien