Investigan por estafa un accidente de tráfico con siete personas heridas

El análisis de las trayectorias de los coches tras el impacto concluyó que el siniestro fue provocado


Pontevedra / La voz

La Policía Local de Pontevedra ha concluido que lo que parecía un accidente más de tráfico entre dos turismos en realidad ocultaba una supuesta estafa a la compañía de seguros. Es por ello que el cuerpo ha elevado a los juzgados unas diligencias por este delito, así como por daños.

El siniestro se produjo el pasado 28 de febrero por la tarde en la avenida de Bos Aires, en las proximidades del Club Náutico. En un principio, todo parecía apuntar en la dirección de que se trataba de la típica colisión entre dos vehículos -un Hyundai y un Mazda- a la salida de una rotonda, eso sí, con siete heridos de carácter leve. Como consecuencia del choque, al menos, otros tres automóviles que estaban estacionados correctamente resultaron con daños.

Sin embargo, a medida que la unidad de Atestados realizaba su trabajo, empezaron a surgir las primeras incongruencias. Una de las primeras anomalías, el hecho de que el Hyundai se encontrase a más de treinta metros del lugar de la colisión. Posteriormente, la toma de declaración a testigos y la inspección ocular reveló indicios de que pudiese tratarse de una fabulación, de un intento de estafa a las compañías de seguro.

De este modo, uno de los testigos localizados por la Policía Local les trasladó que ya había tenido un incidente con el Hyundai en la avenida de Uruguai. Relató que este vehículo, en el que viajaban cinco personas, le rebasó para, acto seguido, ponerse delante de sus coche con la intención, según manifestó, de provocar que le golpeara por detrás.

De este modo, a raíz de la investigación abierta, la tesis que maneja la policía es que el Hyundai accedió a la glorieta por el carril derecho. Al observar que el Mazda transita por el interior de la rotonda y tiene intención de tomar la salida para continuar recto «colisiona por embestida oblicua posterior».

Desde el cuerpo municipal tienen el convencimiento de que los sospechosos, para dotar de mayor credibilidad al accidente, choca contra dos turismos aparcados en el margen derecho. No obstante, el estudio de las trayectorias pone de manifiesto que estos impactos contradicen la que, «en teoría, sería su trayectoria en caso de querer girar en la glorieta», por lo que se deduce que aceleró para colisionar contra los vehículos estacionados.

No ocurre lo mismo con la trayectoria del Mazda cuando recibe el golpe en la parte trasera que provoca que termine alcanzando a un coche aparcado.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Investigan por estafa un accidente de tráfico con siete personas heridas