La última hija del alcalde que estuvo años escondido

osario García Mourón falleció a los 85 años en Pontevedra


pontevedra / la voz

Pontevedra perdió esta semana a Rosario García Mourón. Aunque la discreción marcó la existencia de esta mujer, que falleció con 85 años, no es difícil imaginar la infancia dura que debió pasar. No en vano, era hija de Manuel García Filgueira, alcalde accidental de Pontevedra en el golpe de Estado de 1936 y líder del movimiento obrero. Tras el levantamiento franquista, su padre tuvo que permanecer escondido durante años. Y su madre fue encarcelada. Además, aunque luego salió de prisión, hubo quien se encargó de que no le diesen trabajo y de que tuviesen que pasar calamidades. Aún así, la familia tiró hacia adelante. Uno de los hermanos de Rosario, Carlos, ya fallecido, llegó a ser un pintor reconocido en Pontevedra. Y Rosario tuvo un trabajo digno de mención. Estuvo empleada primero en el antiguo hospicio de Pontevedra y luego pasó a formar parte de los trabajadores de Príncipe Felipe, donde ejercía de veladora, es decir, cuidaba a los pequeños mientras dormían.

Rosario García Mourón estuvo casada con Ricardo Aboal, ya fallecido. Y tenía una hija llamada Isabel. Precisamente, a ella le daban ayer el pésame públicamente desde Marea Pontevedra. El grupo político destacó la relevancia de los padres de Rosario García, de los que dijo que fueron «dous dirixentes históricos do movemento obreiro de Pontevedra que foron perseguidos polo franquismo».

Marea Pontevedra indicó que Rosario luchó siempre para defender la memoria de sus padres. De él indicó también que fue fundador del Partido Comunista en Galicia y de ella que fue responsable de la Casa do Pobo en 1930.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La última hija del alcalde que estuvo años escondido