Los problemas económicos lastran las renovaciones del Teucro

El club ha firmado siete bajas y las incorporaciones de Cutura, Natan y Cangiani


pontevedra / La Voz

El Teucro del próximo año será bien distinto al que acaba de lograr la permanencia en Asobal. Las dificultades económicas del club ahogan las negociaciones con la plantilla y obligan a muchos jugadores a hacer sus maletas. Y ya van siete. Ayer fue la baja de Ángel Iglesias la que se sumaba a la larga lista formada ya por Borja Méndez, Yoan Balázquez, Óscar Silva, Jonhy Medina, Bruno de Castro y Edu Moledo. El extremo derecho llegó al Condes de Albarei Teucro en el verano de 2016 procedente del Academia Octavio y después de marcar 44 goles con la camiseta azul, deja el club. Ángel Iglesias reconocía ayer que estaba dolido por su marcha del equipo, especialmente después de no llegar a un acuerdo por una cantidad «mínima» de dinero. «Cuando la diferencia es tan baja, suponía que llegaríamos a un acuerdo, yo estaba muy contento en Pontevedra», explica el extremo coruñés, que ya ha tenido alguna oferta de otros equipos tanto gallegos como de fuera de Galicia.

Su salida ha sido similar a la de otros compañeros. Edu Moledo y Bruno de Castro tampoco llegaron a un acuerdo por los continuos retrasos en los pagos y las negociaciones a la baja para la próxima temporada. Al igual que Jonhy Medina, que rompió su vinculación al club la pasada semana. Con un escueto «porque nos deben muchos meses», el pivote justifica su marcha. Fue una pieza clave en el regreso a Asobal, aunque esta temporada ha estado marcada por una lesión en la rodilla que le impidió terminar su primera campaña y le dejó fuera del equipo durante la primera vuelta. Aún así, ayer reconocía que tiene ofertas de otros equipos de Asobal para la próxima temporada.

El desmantelamiento, que se inició con la marcha de Quique Domínguez, pone en el mercado a siete jugadores con experiencia en Asobal. Borja Méndez deja el equipo para jugar en el Anaitasuna y Balázquez regresa a Oporto, de donde llegó con la condición de estar solo una temporada. Otro de los que podría haber fichado ya es Bruno de Castro. El jugador brasileño jugará en Portugal la próxima temporada después de un año en la liga española. Fuentes consultadas por este periódico aseguran que otros jugadores de la plantilla no renovarán su ficha hasta que se le paguen los atrasos en las nóminas. En una entrevista concedida a La Voz de Galicia el pasado 27 de mayo, el presidente del Teucro, Carlos García Alén, reconocía que «nuestra idea es que se quede el mayor número posible, pero lo que decide el club y lo que pasa por la cabeza de los jugadores es difícil de casa y eso hay que encajarlo en nuestro presupuesto». Parece que no acaba de encajar a la vista de las siete bajas de jugadores y la del entrenador. Este año el equipo no dispone del mismo presupuesto que el curso pasado ya que el concurso de acreedores les obliga a destinar más recursos al pago de deuda. «Las nóminas pendientes se harán efectivas a principios o mediados de mayo», decía el presidente en dicha entrevista, pero hasta el momento no han sido efectuadas, según fuentes del periódico.

Sin embargo y a pesar de las dificultades, en medio de tanta salida, el Teucro ha firmado la incorporación de Natán Suárez, Davor Cutura y Cangiani para el proyecto del 2018-19. A la llegada de estos jugadores, se suma la renovación de Dani Hernández, Samu Gómez, Andrés Moyano y Juan Quintás.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Los problemas económicos lastran las renovaciones del Teucro