El momento de Mateu Ferrer

El balear se perfila como sustituto en punta del lesionado Mario Barco


Pontevedra / La Voz

Con tres jornadas por delante, y el objetivo de clasificarse para la fase de ascenso todavía por certificar, Mateu Ferrer se perfila como la referencia ofensiva granate en este final de liga tras la lesión sufrida por Mario Barco el pasado domingo frente al Coruxo. El delantero balear, habitualmente a la sombra del riojano, tendrá así la oportunidad de reivindicarse. Y aunque con Barco en plenitud de condiciones su papel ha sido principalmente el de revulsivo, sus números en la presente campaña demuestran que cuenta con la confianza de Luisito y que sus goles también han servido para sumar puntos muy importantes.

La mejor muestra de la confianza del técnico en él es el hecho de que haya jugado en 34 de los 35 partidos disputados hasta el momento. De hecho, Ferrer solo se ha perdido el duelo de la jornada 13 en Pasarón ante la Ponferradina, lo que le convierte en uno de los jugadores granates más utilizados. Aunque, de todos ellos, solo en quince ha actuado de inicio, y entre estos, solo en ocho ha disputado el encuentro completo.

En cuanto a minutos, las cifras del delantero balear también le sitúan en una buena posición dentro de la plantilla granate. No en vano, de un total de 3.150 minutos, Mateu Ferrer ha estado presente en 1.903, lo que supone algo más del 60 %. Y esto ha sido posible gracias a que Luisito le ha utilizado tanto en segundas partes completas como, incluso, en ocasiones ya en el primer tiempo como recambio ante lesiones o para revertir partidos en los que el resultado se le había puesto en contra a los granates, como sucedió en Santander o en Pasarón frente al Somozas.

Respecto a su capacidad goleadora, los cinco tantos firmados por el balear parecen escasos para los minutos disputados y las expectativas que había creado tras los 28 goles anotados el curso pasado con el Mallorca B. Aunque, a su favor, juega el hecho de que todos ellos han servido al Pontevedra para sumar puntos. Así sucedió en la primera jornada, en la que anotó el gol del empate en Guijuelo entrando desde el banquillo. También en la jornada 9, en la que abrió la lata en un partido frente al Lealtad que finalizó 3-0. Dos jornadas después, en el único encuentro en el que marcó jugando como titular, fue el autor del gol con el que el Pontevedra culminaba la remontada frente al Osasuna B en Pasarón. Y también fueron clave sus goles ante el Somozas, que colocaba el empate en un choque en el que el equipo verdiblanco comenzó ganando 0-2, y que finalizaría con 4 a 2 para los granates, o el 1-2 anotado hace dos jornadas ante la Cultural Leonesa en un partido que acabó con empate a dos.

Pendientes del ariete riojano

Mientras Mateu Ferrer se perfila como probable titular ante el Boiro, la gran preocupación en el seno granate sigue siendo el estado físico de Mario Barco. El riojano, finalmente, se someterá hoy a pruebas médicas para conocer el alcance de su lesión, aunque todo apunta a una rotura de fibras y un período de baja no superior a tres semanas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El momento de Mateu Ferrer