Fernando Miguez: «Estamos satisfechos, pero sin bajar la guardia»


Fernando Miguez (Pontevedra, 1951) se jubiló hace año y medio como radiálogo en el Chop. Este médico fue uno de los impulsores de la Marea Blanca de Pontevedra, un movimiento que nació en diciembre del 2013. Subraya el valor de la movilización ciudadana e insta a trabajadores y a usuarios a no bajar la guardia.

-¿Sigue vinculado a la Marea Blanca aunque esté jubilado?

-Claro, soy uno más. Ahora como usuario y defensor de los valores de la sanidad pública.

-¿Qué significa el 7 de abril?

-Fue el día que se creó la OMS en 1948 y cada año se celebra el Día Mundial de la Salud con un hecho sociosanitario. Esta vez la OMS centra su campaña en la depresión como primera causa de muerte en los jóvenes. A nivel nacional la coordinadora de la Marea Blanca ha convocado actos en muchas ciudades, entre ellas, Pontevedra.

-Cuando nació la Marea Blanca de Pontevedra aludían a que había un «riesgo real» de que la sanidad pública se privatizara. ¿Cómo estamos hoy?

-Seguimos con el riesgo y lo conseguido ha sido a base de movilización. En Madrid se paralizó el intento de crear una red de hospitales periféricos de gestión privada, en Valencia se va a revertir el hospital de Alzira, en Granada se paró el cierre de un hospital... Pero esta es una batalla de día a día porque los intereses de los grupos de poder en sanidad y educación están ahí.

-¿Y en Pontevedra?

-Que se descartara Monte Carrasco es mérito de todos. Estamos un poquito satisfechos, pero sin bajar la guardia.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Fernando Miguez: «Estamos satisfechos, pero sin bajar la guardia»