Los bomberos de Pontevedra rescatan a un niño que quedó atrapado en el escalón de una piscina

Al parecer, el menor resbaló y le quedó una pierna atrapada en los peldaños de hormigón de las escaleras


pontevedra / la voz

Los Bombeiros de Pontevedra acudieron ayer por la tarde al Complejo Deportivo Rías do Sur, ubicado en Pontemuíños, para rescatar a un menor que había quedado atrapado por una pierna en las escaleras de la piscina. Según explicó a La Voz un portavoz, fue el servicio de emergencias de Galicia 112 el que requirió su presencia a las 13.55 horas para liberar al niño, de 10 años. «Al salir del vaso de la piscina el niño resbaló y le quedó una pierna atrapada en los peldaños de hormigón de las escaleras, que están pegadas a la pared», comentaron desde Bombeiros.

Para llevar a cabo el rescate fue necesario cortar un peldaño de las escaleras con las herramientas que los Bombeiros emplean normalmente para excarcelar a personas que quedan atrapadas dentro de un vehículo tras un accidente de tráfico. El niño tenía la pierna atrapada hasta la altura de la rodilla y el resto del cuerpo fuera del agua.

El menor estaba muy nervioso porque tenía dolor y se quejaba, lo que complicó la maniobra. El proceso para cortar el peldaño de hormigón duró unos quince minutos, que a él se le hicieron eternos, aunque los Bombeiros no regresaron al parque hasta las 14.40 horas.

Una vez liberado se comprobó que el niño tenía varios hematomas y arañazos en la pierna, por lo que fue evacuado en una ambulancia de Urxencias Sanitarias al Hospital Provincial. El portavoz de Bombeiros comentó que querían descartar que el menor pudiera tener un ligamento o un hueso roto haciéndole una radiografía. Desde la central de emergencias se movilizó también a la Policía Local de Pontevedra.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Los bomberos de Pontevedra rescatan a un niño que quedó atrapado en el escalón de una piscina