Brilat y fuerzas policiales impulsan la cooperación frente a fuegos forestales

Desde la brigada pontevedresa destacaron que «el intercambio de información y coordinación es continuo»

Una de las reuniones de coordinación entre personal de la Brilat y agentes policiales.
Una de las reuniones de coordinación entre personal de la Brilat y agentes policiales.

Pontevedra / La Voz

Una de las claves en la lucha contra los incendios forestales es la coordinación entre todos los protagonistas que combaten esta lacra. En este marco, la Brilat y las fuerzas policiales -Guardia Civil, Policía Nacional y Autonómica, principalmente-, así como los servicios contraincendios, están impulsando la cooperación en este sentido: «El intercambio de información y coordinación es continuo, aumentando así la eficacia del mismo», destacaron desde la brigada pontevedresa.

En este marco, el general jefe Luis Cebrián Carbonell ha mantenido una serie de encuentros con los distintos jefes de área del dispositivo habilitado por la campaña Centinela Gallego. De este modo, además de conocer con detalle y de primera mano todas las particularidades del área geográfica bajo supervisión de las patrullas militares, le transmitieron que, cada año que pasa, «se aumenta la eficiencia del dispositivo, tanto por el mayor conocimiento de la zona como por el trato con brigadistas, vecinos, autoridades locales?».

En este sentido, es crucial la labor que llevan a cabo estos jefes de área, que ya tienen experiencia en otros despliegues estivales en los montes de Pontevedra, Ourense y A Coruña. Bajo su mando se encuadran los veinticinco binomios que la Brilat y el Tercio Norte mantienen operativos «veinticuatro horas al día, los siete días de la semana para tener un control efectivo de sus zonas asignadas», añadieron.

De azores y halcones

En el caso concreto de la brigada acuartelada en la ciudad del Lérez, sus militares supervisan más de una veintena de concellos pontevedreses y ourensanos. De cara a su vigilancia, se han dividido en dos sectores o áreas identificadas como «azor» y «halcón», de tal modo que en la primera se encuadran ayuntamientos de la entidad de Mondariz, Ponteareas, Salvaterra, Crecente, Lobios o Baltar, mientras que la segunda engloba a Manzaneda, Pobra de Trives, Viana do Bolo, A Gudiña o Laza, entre otros.

En todos los casos, la misión de las tropas es triple. Por un lado, vigilar y mantener una presencia disuasoria, así como facilitar información temprana a los servicios de extinción de los conatos e incendios que se observen, y notificar a las fuerzas y cuerpos de seguridad la presencia de cualquier persona sospechosa de llevar a cabo una actividad incendiaria.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Brilat y fuerzas policiales impulsan la cooperación frente a fuegos forestales