Benito Soto vuelve a hacerse con su botín en la Noite Pirata

La plaza de España se convirtió un año más en el océano más castigado por los abordajes del temido «Burla negra»


Pontevedra / La Voz

Pontevedra volvió ayer a calzarse la pata de palo y el parche en el ojo para luchar con todos sus hombres y medios contra franceses, ingleses, y cualquier otro navío que se interpusiera en su camino para acumular cuantos botines ansiara. O, al menos, los que ansiara el pirata pontevedrés de A Moureira, temido allende los mares y las rías gallegas. La ciudad del Lérez fue conquistada un año más por cientos de rufianes de mar que durante unas horas dejaron atrás los más mínimos valores para abordar naves ajenas en busca de tesoros que no les pertenecían.
Las espadas, los pañuelos en la cabeza, los bigotes y barbas oscuros, y los pantalones metidos por dentro de las botas altas volvieron a erigirse en el vestuario predominante en el Lérez. Los parches, pintados o atados a la cabeza, apenas duraron sobre la mirada avezada de los centenares de vecinos y visitantes que, un año más, se unieron a la Noite Pirata en el ecuador del entroido.
La plaza de España volvió a ser el océano más castigado por estos navegantes, que ofrecieron un espectáculo de bravura entre luces, focos y efectos. A bordo del Burla negra, la tripulación de Benito Soto atacó con toda su fiereza a la británica, que intentó defender su Morning star con uñas y dientes, aunque con escaso éxito. 

Embelesados y divertidos
Una suerte similar habían corrido los franceses que se encontraban en otro de los buques con más reputación del entroido pontevedrés, el Trois mers. Ambos dejaron, sin embargo, un buen sabor de boca. Sobre todo, porque nuevamente se erigió en ganador el temido de A Moureira. 
Desde las turbulentas aguas del Lérez, en la céntrica plaza pontevedresa, centenares de piratas observaban la batalla. Algunos, los más pequeños, embelesados. Otros, los mayores, intentando no perderse detalle de la recreación pirata más admirada de las Rías Baixas. Y eso que apenas llega a su tercer año. Aún así, la Noite Pirata volvió a conformarse como la cita carnavalesca más popular de los mares del sur bajo el lema de Únete ao pirata da Moureira!

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Benito Soto vuelve a hacerse con su botín en la Noite Pirata