Ponte Caldelas hace de su asfalto un circuito en el que despegar

Alexis Viéitez continúa mandando dentro del Campeonato Gallego de Montaña


Pontevedra / La VOz

Los números avalaban el éxito de la Subida a Ponte Caldelas. Es cierto que aún no ha concluido, y que hoy los motores continuarán rugiendo a lo largo de la mañana, pero el número de gente que se presentó en el municipio pontevedrés, junto al récord de pilotos que tomaron la salida son pruebas más que suficientes para poder descorchar el champán y gritar al viento que la prueba se ha convertido en un referente dentro del circuito gallego de montaña.

Hasta ochenta y cuatro pilotos estuvieron este sábado autorizados a tomar la salida. Una cifra nada desdeñable, y que auguraba una tarde de espectáculo puro, aderezado con el calor veraniego y los rayos del sol que caían sobre los cientos de aficionados al motor que no quisieron perderse su cita con esta prueba.

De todos los pilotos, once eran locales, cifra que ejemplifica la pasión que siente el concello de Ponte Caldelas por el automovilismo. Casi cuatro kilómetros por recorrer por la zona de Rebordelo, desde la PO-224, hasta la PO-103. Curvas rápidas, cerradas y emocionantes. Como novedad, la colocación de una chicane, elemento único en todo el campeonato gallego, ya que el trazado concluye con una enorme recta, en lugar de en curva como el año pasado.

Convertido casi en una tradición, Alexis Viéitez hizo los honores de ser el primero en tomar medidas del circuito, y fue el piloto más rápido a lo largo del día. El actual campeón gallego sigue disfrutando de su nuevo vehículo y continúa conduciendo hacia su nuevo título autonómico a lomos de su flamante Dicode FR, el nuevo monoplaza que ha adquirido tras perder su anterior vehículo en un incendio y peligrando su participación en el campeonato, meses atrás.

El piloto pontevedrés ha demostrado tener una rapidísima adaptación a su nuevo monoplaza, y ya lleva varias victorias consecutivas. En ese sentido, la primera manga finalizó con él en primera posición. Unos segundos más lentos, pero muy cerca, aparecieron Jacobo Senín y su Norma, y Miguel A. García, pilotando su Silver-Car EF10.

La segunda maga fue similar. Con Alexis dominando la prueba y Jacobo al rebufo, compitiendo contra el cronómetro.

La escudería Buxa Motor Poio, confirmó a última hora de la tarde que todo había salido según lo previsto, y que no se produjeron incidentes relevantes de ninguna clase a lo largo del día. Los espectadores, como ha sucedido a lo largo del campeonato, han colaborado activamente en mantener la seguridad del evento y han respetado las zonas señaladas para ver la prueba sin peligro.

Hoy, a primer ahora de mañana, se procederá al inicio de la tercera manga.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Ponte Caldelas hace de su asfalto un circuito en el que despegar