Ponte Caldelas reclamará por vía judicial que la Sareb derribe la estructura del balneario

El Concello reclama la intervención de la Justicia ante la falta de actuación del banco 

la voz

El gobierno de Ponte Caldelas recurrirá al Juzgado para que la Sareb acometa la demolición de la estructura de hormigón abandonada del balneario del Verdugo. El Concello reclama la intervención judicial, ante la falta de actuación de la entidad bancaria a la hora de solucionar los problemas de seguridad de esta finca. Un informe técnico incide en que la situación actual de la estructura «pon en serio risco de estabilidade o vial de titularidade municipal que discorre polo linde superior da propiedade», es decir, la carretera que va a Soutomaior. También se señala que existe un problema de seguridad en momentos como el invierno cuando se desborda el río Verdugo, que pasa a su lado.

Otra de las razones esgrimidas por el Concello para reclamar a la Sareb la demolición se basa en el peligro que representa esta parcela para los niños y jóvenes que pudiesen entrar en esta propiedad y que, en caso de entrar en ella, se expondrían a sufrir un accidente.

En la denuncia que se remitirá al Juzgado, se incluirán los informes elaborador por la arquitecta municipal y la Policía Local. Fuentes del Concello cifran en unos 150.000 euros los gastos de el derribo le podría ocasionar a la Sareb.

El equipo de gobierno justificó el empleo de la vía judicial para esta reclamación en las quejas de los vecinos y en que hasta ahora la entidad bancaria no ha atendido los requerimientos anteriores de la Administración local. El alcalde, el socialista Andrés Díaz, manifestó que al Concello no le queda otro remedio: «Temos a obriga moral e legal de actuar en consecuencia e por iso recurriremos á Xustiza para que cumpran coa legalidade».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Ponte Caldelas reclamará por vía judicial que la Sareb derribe la estructura del balneario